La policía rusa encuentra a una niña "salvaje" en Siberia

MOSCÚ (Reuters) - La policía rusa ha encontrado a una niña de 5 años que llevaba toda su vida encerrada en un piso en compañía de perros y gatos, dijo la policía el miércoles.

La niña, que vivió en la ciudad de Chita del este de Siberia, no podía hablar ruso y actuaba como un perro cuando la policía se la encontró.

"Durante cinco años, la niña fue 'criada' por varios perros y gatos y nunca había estado en el exterior", dijo un comunicado de la policía.

"La niña, sin lavar, llevaba ropa sucia, tenía las peculiaridades claras de un animal y saltaba hacia la gente", declaró.

El piso no tenía calefacción, agua o sistema de alcantarillado.

Una portavoz de la policía dijo que la niña, conocida como Natasha, está siendo supervisada por psicólogos en un orfanato. Su madre estaba siendo interrogada pero su padre aún no ha sido encontrado.

Parece tener unos 2 años, aunque su verdadera edad son cinco, se niega a comer con cuchara y ha tomado muchos de los gestos de los animales con los que vivía, dijo la policía.

"Cuando los cuidadores abandonan la habitación, la niña salta a la puerta y ladra", dijo la policía.

Los niños salvajes, protagonistas de leyendas en diferentes partes del mundo, muestran habitualmente el comportamiento de los animales con los que han tenido un contacto más directo, una condición conocida como el síndrome Mowgli por el niño de ficción de "El libro de la selva" de Rudyard Kipling, que creció entre lobos en la jungla.

Estos niños han construido habitualmente fuertes vínculos con los animales con los que han vivido y su transición al contacto humano normal suele ser extremadamente traumático.