El Refugio prepara un proyecto para acoger a madres solas con hijos ante el aumento de la demanda

ZARAGOZA, 28 (EUROPA PRESS) La Hermandad del Refugio de Zaragoza prepara un proyecto para acoger a madres solas con hijos menores a su cargo, un tipo de demandante de ayuda de este tipo que ha aparecido tras la llegada de la crisis global. En declaraciones a Europa Press, el hermano mayor, Manuel Marqueta, explicó que el objetivo es reformar totalmente el dormitorio femenino y crear 12 dormitorios nuevos para estas familias con baño interior completo y dotados de medidas de seguridad. El coste es de 150.000 euros, dijo Marqueta, quien recordó que otras comunidades, como el País Vasco o Cataluña abonan el 100 por cien del coste de este tipo de iniciativas sociales "y a nosotros, ni en sueños", lamentó, y señaló que el coste se podría repartir entre varias instituciones de la comunidad autónoma. Manuel Marqueta expresó que, en lo que va de año, el Refugio recibió la solicitud de tres familias formadas, cada una, por una madre joven y un niño de corta edad, sin recursos, que no pudieron ser atendidos por carecer de las infraestructuras adecuadas para estas familias, al ser un nuevo tipo de demandante, por lo que fueron enviadas a instituciones de atención a la mujer. "Son gente que están en situación de exclusión social y no saben adónde acudir", continuó Marqueta, quien expresó que "o bien hay pocos sitios para atenderlas o todo está ocupado, y el Refugio tiene un gran tirón" por proyectos que realiza desde hace años como la Gota de Leche para los niños en sus primeros años de vida y la guardería pública. El hermano mayor del Refugio avisó de que "la demanda va en aumento" y comentó que, si la Hermandad pudiera realizar este proyecto, "los tendríamos el máximo tiempo posible, hasta que pudieran encontrar medios" para mantenerse. Marqueta dijo que el Refugio "tampoco puede ser una residencia gratuita para toda la vida". Manuel Marqueta señaló que, tras el inicio de la crisis, se ha igualado el porcentaje de ciudadanos extranjeros y españoles que acuden a esta institución y que, entre los españoles, muchos son aragoneses.