El militar pontevedrés acusado de posesión de pornografía infantil declara que "por despiste" entró en archivos de menores

El fiscal afirma que en su ordenador había "cerca de 2.000 archivos con material porno-infantil especialmente duro"

PONTEVEDRA, 12 (EUROPA PRESS)

El vecino de Pontevedra Agustín R.C., militar que formó parte de uno de los contingentes de la Brilat desplazado a Afganistán en misión humanitaria y que está acusado de posesión y distribución de pornografía infantil, declaró hoy que "por despiste" accedió a páginas de menores cuando descargaba documentos de adultos.

Durante el juicio, el acusado únicamente admitió que utilizaba el programa Emule, instalado por su hijo, para bajar en la red pornografía de adultos. Así, dijo que sólo "inconscientemente" o "por despiste" accedió a archivos con títulos como 'Incesto', 'Menores' y 'Guardería', que de inmediato, según añadió, cerraba al darse cuenta de su contenido.

El hombre se enfrenta a una petición de condena de ocho años de prisión acusado por la Fiscalía de un delito de posesión y distribución de pornografía infantil, que él negó. Los hechos se conocieron en julio de 2006, cuando un vecino de Cantabria denunció en la Policía que en Internet había un archivo que ofrecía contenidos pedófilos.

Posteriormente la investigación llevó al domicilio del acusado, en la ciudad de Pontevedra, en cuyo ordenador había "cerca de 2.000 archivos con material porno-infantil especialmente duro", según subrayó el fiscal especializado en delitos informáticos que lleva esta causa, Luis Uriarte.

MATERIAL DURO

De la dureza de ese material dio cuenta también la esposa del acusado. "Tras ver algunas fotos por poco me desmayo, y durante cuatro días no fui capaz de comer", sostuvo. La mujer, que defendió la inocencia de su marido, dijo que nunca había detectado en su marido indicio alguno de aficiones pedófilas "porque sino no estaría con él".

A las preguntas del fiscal sobre quien utilizaba el ordenador del domicilio familiar, el matrimonio aseguró que lo usaban ambos, además de su hijo, y diversos familiares que residen en el extranjero, y que "cuando venían de visita se alojaban en casa".