Irán recuerda a Ban Ki-moon que debe ser "imparcial" tras sus críticas a Ahmadineyad

  • Naciones Unidas, 23 abr (EFE).- Irán recordó hoy al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, que debe ser imparcial en el ejercicio de su cargo, después de que criticara el discurso contra Israel del presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, en la Conferencia Mundial contra el Racismo.

Irán recuerda a Ban Ki-moon que debe ser "imparcial" tras sus críticas a Ahmadineyad

Irán recuerda a Ban Ki-moon que debe ser "imparcial" tras sus críticas a Ahmadineyad

Naciones Unidas, 23 abr (EFE).- Irán recordó hoy al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, que debe ser imparcial en el ejercicio de su cargo, después de que criticara el discurso contra Israel del presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, en la Conferencia Mundial contra el Racismo.

El embajador iraní ante la ONU, Mohammad Khazaee, advirtió en una carta enviada al secretario general de que los responsables del organismo mundial deben actuar siempre con "imparcialidad y equidad".

"Se debe ir con sumo cuidado para evitar que Naciones Unidas y sus distinguidos dirigentes pueda parecer que en alguna ocasión abordan asuntos de manera selectiva, practican un doble rasero o asumen posiciones tendenciosas", afirmó Khazaee.

Ban criticó el lunes pasado a Ahmadineyad por "acusar, dividir e incitar" con su intervención ese mismo día ante la Conferencia celebrada en Ginebra en la que el mandatario iraní denunció lo que llamó política "racista" de Israel.

La misiva de Khazaee considera "incomprensibles" las reacciones al discurso del mandatario iraní teniendo en cuenta "el silencio que guardan Naciones Unidas y sus responsables con respecto a los horrendos crímenes israelíes contra los palestinos inocentes", y sobre "las amenazas" lanzadas contra Irán por el "régimen israelí".

En este último extremo se refiere a pasadas declaraciones de miembros del Gobierno israelí, en las que mencionaron la posibilidad de atacar las instalaciones en las que se sospecha que el país islámico fabrica armamento nuclear.

Khazaee también critica en la carta la decisión de los embajadores europeos de abandonar la sala de la Conferencia cuando el presidente de la República Islámica empezó sus ataques a Israel, a la que acusó de utilizar el Holocausto como pretexto para agredir al pueblo palestino.

Ahmadineyad fue blanco de "duras e inmerecidas críticas por simplemente tratar de exponer la posición del país que representa", asegura el embajador.

Además, el presidente iraní expresó en su intervención "lo que en nuestra opinión es la posición mayoritaria de los miembros de Naciones Unidas sobre la difícil situación del pueblo palestino propiciada por las políticas y prácticas del régimen israelí", agregó.

El discurso anti israelí pronunciado por el mandatario iraní fue el punto álgido de la polémica Conferencia contra el Racismo de la ONU, que tenía por objetivo poner al día lo acordado hace ocho años en la primera reunión de estas características que tuvo lugar en la ciudad sudafricana de Durban.

Israel, Canadá, Estados Unidos, Italia, Australia y Holanda decidieron boicotear la cita por considerar que era de abierto carácter antisemita y no abordaba temas que estimaban esenciales.