Sanz dice que Navarra no se ve afectada por la eliminación de la deducción fiscal por la compra de vivienda

Considera que la aplicación de esta medida es "pan para hoy y hambre para mañana"

PAMPLONA, 12 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno de Navarra, Miguel Sanz, afirmó hoy que Navarra no se verá afectada, "a priori", por el anuncio del jefe del Ejecutivo central, José Luis Rodríguez Zapatero, sobre la eliminación o reducción de la deducción fiscal por compra de vivienda a partir del año 2011 para las rentas superiores a 17.000 euros.

Miguel Sanz apeló a la autonomía fiscal y tributaria de Navarra para manifestar que actualmente la Comunidad foral ofrece "un buen tratamiento en esta materia y no consideramos de momento oportuno cambiarlo bajo ningún concepto".

Así, el jefe del Ejecutivo foral apostó por "seguir actuando sobre la fiscalidad y sobre una materia tan importante como venimos haciendo hasta la fecha, con el rigor debido y con la eficacia acreditada durante todos estos años en todos los contribuyentes afectados por la compra de una vivienda".

Miguel Sanz se pronunció así durante una rueda de prensa que ofreció para informar sobre el desarrolló de la reunión entre Gobierno y PSN para abordar el pacto presupuestario.

El jefe del Ejecutivo foral aprovechó su intervención para manifestar que el anuncio de Zapatero sobre vivienda es "muy preocupante". "Lo vamos a estudiar, pero 'a priori' no nos gusta, porque significa castigar a las rentas medias y porque afectaría en el caso de Navarra al 58 por ciento de los contribuyentes", señaló, aunque después insistió en diferentes momentos en que esta medida, "a priori", no afectará a Navarra.

Además, Miguel Sanz expresó sus "dudas de que por el mero hecho de anunciar una medida de estas características se vaya a acelerar la compra de viviendas hasta 2011 y se facilite la salida de stocks que puedan tener los promotores".

En cualquier caso, Sanz señaló que si efectivamente esto acelerara la venta de viviendas, "sería pan para hoy y hambre para mañana, porque a partir del 2011 quienes se verían claramente perjudicados serían el 58 por ciento de los contribuyentes".

Así, el jefe del Ejecutivo foral afirmó que ésta es "una medida muy complicada, a no ser que tras anunciar esta medida, a finales de 2010 se quite y se vuelva a poner la deducción". "Todo es posible, pero creo que no sería serio y no estoy diciendo que se vaya a hacer", apuntó.

COMPRA DE VEHÍCULOS

Al margen de sus menciones a las propuestas de vivienda, Miguel Sanz valoró positivamente el anuncio realizado por José Luis Rodríguez Zapatero de destinar ayudas directas para la compra de automóviles, unas ayudas que ya están aplicadas en Navarra y con mayor cuantía.

El jefe del Ejecutivo foral señaló que, "a pesar de que las ayudas anunciadas por Zapatero son muy inferiores a las que ha puesto en marcha Navarra, nos llena de satisfacción que se vayan a aplicar porque significa reconocer que la iniciativa que tuvo el Gobierno foral ha sido muy bien valorada por los ciudadanos y muy eficaz para estabilizar el empleo en el sector".

Según recordó Sanz, las ayudas que destina Navarra son de 1.200 euros o 2.200 euros, en función de las emisiones del vehículo que compre el usuario. En cambio, las ayudas anunciadas por Zapatero serán de 500 euros que aportará el Estado, otros 500 euros las CCAA que se sumen a esta iniciativa y 1.000 euros más por parte de los fabricantes.

Sanz confirmó que Navarra seguirá dando la ayuda que ofrecía hasta ahora para la compra de vehículos utilitarios y adelantó que la extenderá también a los vehículos comerciales si el Estado adopta esta decisión.