Continúa en coma profundo el joven de 20 años que sufrió una intoxicación de monóxido de carbono

PALENCIA, 7 (EUROPA PRESS)

El joven de 20 años que sufrió una intoxicación por monóxido de carbono en un domicilio de Palencia entre el domingo y el lunes en Palencia continúa en estado de coma profundo, según informaron a Europa Press fuentes de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León en Palencia.

Según la información, procedente del servicio cántabro de salud ya que el herido está ingresado en el Hospital Marqués de Valdecilla de Santander, el pronóstico de R.S.A, de 20 años, continúa siendo muy grave.

El joven fue hallado con vida en la mañana de ayer en el interior de una vivienda ubicada en el número 42 de la Avenida Victorio Macho de Palencia, en la que se detectó una alta concentración de monóxido de carbono, presumiblemente a causa de la mala combustión de la caldera, lo que provocó la muerte de su familia.

Tras ser atendido en primera instancia en el Hospital Río Carrión de Palencia, fue trasladado al centro cántabro para ser tratado en una cámara hiperbárica, que aumenta la presión para provocar una híper oxigenación continua del paciente y así intentar desplazar el monóxido de carbono de la sangre.

El suceso provocó el fallecimiento de otras cuatro personas de su misma familia: su abuela, M.C., de 73 años; su padrastro, P.G., de 41 años; su madre, B.A.C., de 37 años, y su hermano, P.G.A., de 20 meses.