Guisasola confirma que cuando llegaron los bomberos las víctimas llevaban "tiempo" muertos

PALENCIA, 6 (EUROPA PRESS)

El consejero de Sanidad, Francisco Javier Álvarez Guisasola, confirmó hoy que los cuatro fallecidos en una vivienda de Palencia como consecuencia de inhalación de monóxido de carbono llevaban tiempo muertos cuando se les encontró debido a la rigidez muscular que presentaban los cuerpos.

Guisasola, quien se acercó hasta la capital palentina para conocer, de primera mano, los detalles del suceso, confirmó que las muertes fueran causa de la inhalación de monóxido de carbono y que, cuando se accedió al interior de la vivienda, los efectivos hallaron en primer término a la abuela, quien presentaba rigidez muscular, lo que permite saber que llevaba cierto tiempo muerta.

A continuación se encontraron los cuerpos del menor y de sus padres en una habitación y en el mismo estado y, por último, en el baño se localizó al joven de 20 años aún con vida, por lo que se procedió a su atención y a su ingreso en el hospital Río Carrión de la capital.

El joven, de 20 años, ingresó en estado de coma profundo con una insuficiencia renal y trastorno metabólico por destrucción celular aunque, debido a su estado, se procedió a su estabilización para, alrededor de las 13.00 horas, trasladarlo en helicóptero hasta el hospital de Valdecilla de Cantabria, donde permanece en la cámara hiperbárica.

Asimismo, el consejero aseguró que el carácter irreversible o no del estado de salud del joven depende tanto del tiempo como de su evolución.