Más de 11.000 personas participan en la tradicional pedrea de pan y quesillo de la Romería de Santo Toribio de Palencia

PALENCIA, 19 (EUROPA PRESS)

Más de 11.000 palentinos fueron hoy apedreados como cada año desde la ermita del Cristo (Palencia) por las autoridades con 5.000 bolsas de pan y quesillo, durante la tradicional Romería de Santo Toribio.

La Romería comenzó con la subida del santo en procesión hasta la falda del cerro del Otero, donde se encuentra la ermita, mientras que después la solemne misa y los bailes regionales dieron paso al momento más esperado de la fiesta, la pedrea del Pan y el Quesillo.

Este singular acto festivo rememora cada año la leyenda de Santo Toribio, que en el siglo VI llegó a Palencia para predicar el Cristianismo, ya que en esa época, en la ciudad palentina estaba extendida la doctrina del priscilianismo.

El Santo fue apedreado por los palentinos y tuvo que refugiarse en una cueva del cerro del Otero. Días después, la ciudad se inundó tras una crecida del río Carrión y los palentinos pensaron que había sido un castigo divino, por lo que pidieron a Santo Toribio que hiciera descender el caudal. Y así fue, por lo que años más tarde fue nombrado segundo patrono de la ciudad.

Hoy son los concejales del Ayuntamiento y las autoridades los que apedrean y los palentinos los apedreados, aunque con pan y quesillo. Fueron 23 minutos de intenso apedreamiento, tras el que el alcalde, Heliodoro Gallego, no podía ocultar su tremenda satisfacción al cumplir un año más con la tradición.

"Es una fiesta humana y popular de Palencia, ofrecido por los habitantes del barrio del Cristo", recordó al tiempo que destacó el buen tiempo que acompañó a la fiesta, de Interés Turístico Regional.

No es la única pedrea que se celebra durante el año en la ciudad de Palencia, ya que cada 1 de enero, durante el Bautizo del Niño Jesús, las autoridades también 'apedrean' con caramelos a los participantes.

Algo que probablemente convierte a Gallego en el alcalde que más apedrea a su pueblo, aunque afirma hacerlo "con mucho cariño para devolver el reconocimiento que tengo por Palencia".