Detenido un conductor que recorrió ebrio ocho kilómetros de la SE-30 en sentido contrario

SEVILLA, 13 (EUROPA PRESS)

Agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de Sevilla han detenido a un ciudadano de nacionalidad rumana por dos delitos contra la seguridad vial, ya que circuló en sentido contrario durante ocho kilómetros por la SE-30 y dio positivo en la prueba de alcoholemia.

Según informó la Benemérita en un comunicado, los hechos tuvieron lugar ayer día 12, sobre las 03.30 horas, cuando recibió un aviso telefónico del Centro de Gestión de Tráfico de Sevilla que informaba de que en las cámaras de la DGT habían observado un vehículo que circulaba en sentido contrario por el kilómetro nueve de la SE-30.

Inmediatamente, la Central Operativa de Tráfico envió varias patrullas a la zona, una de ellas a la altura del kilómetro 1,500, donde los agentes detuvieron la circulación para evitar posibles colisiones con el vehículo que circulaba en sentido contrario.

Los agentes, de los que la Guardia Civil destacó su rápida actuación, hicieron uso de las señales luminosas y consiguieron parar al turismo, deteniendo inmediatamente al conductor I.P.D. de 39 años y nacionalidad rumana.

La Guardia Civil comprobó que el conductor podía estar influenciado por la ingesta de bebidas alcohólicas, por lo que le realizaron la prueba de alcoholemia, dando como resultado 0,87 mg de alcohol por litro de aire espirado, más de tres veces lo permitido (0,25). Tras su detención, finalmente el infractor fue puesto en libertad con cargos.