Economía/Motor.- Pere Navarro dice que los fines de semana "no van bien" y anima a "disfrutar del puente sin correr"

MADRID, 18 (EUROPA PRESS) El director de Tráfico, Pere Navarro, afirmó hoy que los fines de semana "no están yendo bien" en marzo en cuanto a accidentes, y animó a los conductores que vayan a salir de viaje con motivo del puente de San José --en el que se prevén 5,5 millones de desplazamientos-- a "disfrutar del viaje, pero sin ir rápido ni apurar". En una entrevista a RNE recogida por Europa Press, Navarro indicó durante los fines de semana de marzo se han producido el doble de víctimas mortales que en los días laborables, debido quizás a "la llegada del buen tiempo". En el cómputo general, en lo que llevamos de año, han muerto en las carreteras 389 personas, 40 menos que en el mes de marzo de 2008. Por ello, el director de Tráfico recomendó informarse de la situación de la carretera antes de salir, evitar aquellas horas de máxima afluencia y "disfrutar del viaje y del paisaje", ya que "no vale la pena arriesgar". En este sentido, recordó que a 90 kilómetros por hora es la velocidad a la que menos se consume. Asimismo, Navarro instó a utilizar el cinturón de seguridad y recordó que el 22 por ciento de los muertos en accidente del año pasado no lo llevaban puesto. "El cinturón de seguridad es uno de los mejores inventos y uno de los mayor número de vidas ha salvado", aseguró. Sobre las últimas medidas puestas en práctica por la DGT, se mostró convencido de que el efecto del carné por puntos no se ha difuminado y aseguró que, al contrario, está "dando un resultado espléndido". "Todos deberíamos hacer un monumento al carné por puntos por lo que ha supuesto para este país", insistió. En cuanto a la reforma del procedimiento sancionar que se debate en el Congreso de los Diputados, afirmó que es "una apuesta por la modernización", ya que incluye medidas como la posibilidad de recibir las multas por correo electrónico, y se mostró convencido de que, con la reforma, "ganan todos, excepto las empresas que se dedican a recurrir las multas". Por último, preguntado por la posibilidad de que la gente deje de pagar el seguro obligatorio como consecuencia de la crisis económica, indicó que sería "un mal ahorro" porque "antes o después pasarán por todo el trámite de la denuncia por no tener el seguro, y se lo va a tener que sacar, además de todos los costes que supone". Así, señaló que la DGT tiene 12 vehículos que van por las carreteras leyendo las matrículas y contrastándolas con la base de datos del seguro obligatorio para notificar aquellos que no lo hayan pagado, y tiene en marcha ampliar esa flota a 30 vehículos más.