El 16,3 por ciento de los coches de la provincia registró algún siniestro durante 2008

CASTELLÓN, 27 (EUROPA PRESS)

El 16,3 por ciento de los vehículos que conforman el parque automovilístico castellonense registró algún tipo de accidente o siniestro durante el pasado año, según el Estudio de Siniestralidad realizado anualmente por Audatex, compañía especializada en soluciones y servicios de valoración de siniestros. En la Comunitat Valenciana esta tasa de siniestralidad se situó en el 16 por ciento en 2008, en línea con la media nacional (16 por ciento).

El informe de Audatex, elaborado a partir del análisis de más de cuatro millones de valoraciones de siniestros, apunta que las principales causas de accidente se deben a la alta edad del parque automovilístico español, uno de los más viejos de Europa, así como a factores relacionados con la propia conducción, como infracciones, distracción, cansancio o conducción a una velocidad inadecuada, según informaron fuentes de la compañía en un comunicado.

El Estudio de Siniestralidad de Audatex pone de manifiesto que Castellón, con un 16,3 por ciento, es la segunda provincia valenciana con mayor tasa de siniestralidad en la comunidad, por detrás de Valencia, donde un 18,5 por ciento de los vehículos registró algún tipo de accidente durante el pasado año. Alicante, con un 13 por ciento, es la provincia con menor tasa de siniestros de la región.

Por regiones, las comunidades autónomas con mayor tasa de siniestros, por encima de la media, fueron, por este orden, La Rioja (21,3 por ciento), el País Vasco (18,8 por ciento), Navarra (18 por ciento), Castilla y León (17,6 por ciento), Castilla-La Mancha (17,4 por ciento), así como Extremadura y Andalucía con una tasa del 16,5 y 16,8 por ciento, respectivamente.

Por el contrario, las regiones con menor porcentaje de accidentes fueron Murcia (12 por ciento), las Islas Baleares (12,5 por ciento), Galicia (12,8 por ciento), Canarias (13,8 por ciento) y las comunidades de Madrid, Asturias y Cantabria, con una tasa de accidentalidad del 15 por ciento. Las comunidades de Aragón y Cataluña también se situaron por debajo de la media nacional, con un índice de accidentes del 15,5 y 15,6 por ciento, respectivamente.

Por otro lado, el estudio de Audatex muestra que los castellonenses gastaron una media de 738,8 euros en la reparación de sus vehículos durante el pasado año, lo que supone que la factura del taller se encareció un 5,4 por ciento con respecto a 2007 en la provincia.

De esta forma, los automovilistas de la provincia de Castellón pagaron unos 211 euros menos de media que el resto de los españoles por su reparación. En España, el importe medio en taller subió un 5,6 por ciento, hasta situarse en una media de 950 euros.