El año pasado se registraron 98 accidentes mortales en las carreteras de la región, con 107 víctimas

MADRID, 03 (EUROPA PRESS)

El año pasado se registraron 98 accidentes mortales en las carreteras de la Comunidad de Madrid, con 107 víctimas en total, lo que sitúa a la región muy lejos de comunidades como Andalucía (326 siniestros y 378 muertos), Cataluña (251 siniestros y 287 muertos) o Castilla y León (206 siniestros y 234 muertos), según se desprende de los datos provisionales de la Dirección General de Tráfico (DGT) consultados por Europa Press.

Así, Madrid ha conseguido reducir a la mitad el dato de los accidentes de tráfico desde 2003, cuando se registraron 191 siniestros en la región y hubo 218 muertos. La reducción con respecto a 2007 fue del 35 por ciento, desde los 133 accidentes y 160 víctimas que hubo entonces.

En cualquier caso, los datos de la DGT indican que en 2008 la siniestralidad descendió en todas las regiones de España con respecto al año anterior, con una media de 20,4 por ciento en el país y un dato del 33,1 por ciento en Madrid.

A nivel nacional, el año pasado hubo 1.929 accidentes mortales en España y 2.181 víctimas mortales, así como 866 heridos graves. Esto supone unas reducciones del 486, 560 y 284 por ciento, respectivamente, y convierte a 2008 en el año con el mayor descenso del último lustro.

Esta retroceso en los accidentes con víctimas en España es aún más llamativo si cabe dado el aumento en un 23 por ciento del parque de vehículos, del 15 por ciento de conductores y del 6 por ciento de los desplazamientos.

Estadísticamente, julio es el mes con más accidentes (203) y fallecimientos (231) del año, frente a septiembre, con 135 siniestros y 150 víctimas. Por su parte, y pese al descenso del 26 por ciento en los accidentes entre las 0 y las 7 horas y del 25,6 por ciento entre las 7 y las 14 horas, la franja horaria más fatal en las carreteras españolas es la de 14 a 20 horas, cuando el descenso (40,2 por ciento) es inferior a la media del día, que se situó en el 45,9 por ciento.

En cuanto a los días de la semana, los domingos son en los que más accidentes se registran, con 403 en total durante el año pasado, frente a los 266 de los martes o los 242 de los miércoles.

En cuanto a las víctimas, 738 del total tenían entre 25 y 34 años, y 781 llegaban hasta los 44 años. Además, 1.219 de los siniestros de 2008 se produjeron en turismos, y sólo 306 fueron motocicletas. Además, 40 tuvieron lugar con gente que iba en bicicleta, 84, en ciclomotor; 144 en furgonetas; 25, en autobuses; 73, en camiones; 30, en vehículos articulados; 56, en otro tipo de vehículos y 204 eran peatones.

Los accidentes mayoritarios fueron por salidas de la vía (890), colisiones frontales (422), colisiones fronto-laterales (357) y atropellos (202), frente a las colisiones laterales (50), colisión múltiple y por alcance (144) y vuelcos (25). Por último, el 72,1 por ciento de los siniestros y el 72,8 por ciento de los muertos se produjeron en carreteras convencionales, mientras que el 16 por ciento restante tuvieron lugar en autovías, y sólo un 5,5 por ciento fueron en autopistas.

Por último, 345 de los muertos del año pasado no llevaban cinturón de seguridad o casco, lo que representa el 22 por ciento en el caso de los conductores de turismos y furgonetas, el 32 por ciento de los de ciclomotor y el 5 por ciento de los de motocicletas.