Los accidentes de autobús suponen el 0,77% de la siniestralidad en carreteras

  • Segovia, 9 mar (EFE).- Los accidentes de tráfico en los que se han visto implicados autocares dedicados al transporte de viajeros supusieron el pasado año el 0,77 por ciento de la siniestralidad registrada en las carreteras españolas.

Los accidentes de autobús suponen el 0,77% de la siniestralidad en carreteras

Los accidentes de autobús suponen el 0,77% de la siniestralidad en carreteras

Segovia, 9 mar (EFE).- Los accidentes de tráfico en los que se han visto implicados autocares dedicados al transporte de viajeros supusieron el pasado año el 0,77 por ciento de la siniestralidad registrada en las carreteras españolas.

Este dato ha sido facilitado hoy durante el curso teórico-práctico sobre conducción en situaciones de emergencia que la Asociación Nacional de Empresarios de Transporte en Autocar (ANETRA) está impartiendo en el Centro de Empleo y Formación de El Espinar (Segovia), en el que participan cerca de una treintena de profesionales del transporte de toda España.

Un portavoz de ANETRA ha explicado a Efe que de los casi 50.000 accidentes de tráfico registrados en 2008, en algo más de 7.000 estuvieron implicados vehículos con tarjeta de transporte de mercancías o viajeros, y de ellos sólo 386 tuvieron relación con autocares de transporte de viajeros.

En este sentido, ha señalado que para la patronal del sector del transporte de viajeros "la seguridad en el autocar siempre ha sido una de las mayores preocupaciones, por lo que ha incluido el curso de conducción en situaciones de emergencia en su Plan de Acciones Formativas 2008-2009, que cuenta con el apoyo del Ministerio de Fomento".

Los conductores conocerán en el curso los métodos objetivos en materia de protocolos básicos de seguridad, así como distintas técnicas y procedimientos de conducción en situaciones comprometidas con ejemplos prácticos sobre una pista de 200 metros de largo y 50 metros de ancho, preparada para simular todo tipo de situaciones.

En la pista, los profesionales, con ayuda de monitores especializados, llevarán a cabo el aprendizaje de distintas maniobras de frenada, control y conducción en situaciones de emergencia que impiden detener con facilidad el vehículo a partir de 50 kilómetros por hora.