Tráfico inmovilizará a partir de mañana a los motoristas que circulen sin casco en Andalucía, Extremadura y Murcia

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

La DGT realizará una campaña de control del uso del casco entre mañana y el 31 de julio en la que se inmovilizará a todos los motoristas que conduzcan sin el casco reglamentario en las comunidades autónomas de Andalucía, Extremadura y Murcia.

Esta medida se complementará con acciones de información, concienciación y sensibilización con el objetivo de reducir el número de motoristas que se exponen a sufrir un accidente grave por no ponerse el casco al coger la moto.

Andalucía, Extremadura y Murcia son las regiones españolas en que menos se usa el casco, hasta el punto de que en algunos municipios sólo lo utilizan el 43 por ciento de los motoristas, de acuerdo con los estudios realizados por el Observatorio Nacional de Seguridad Vial.

En 2007, fallecieron 880 personas entre usuarios de motocicleta y ciclomotor, 268 en zona urbana y el resto en carretera. De esas víctimas mortales, no usaba el casco el 8 por ciento de los motoristas en carretera y el 14 por ciento en zona urbana. En el caso de ciclomotor, dicho porcentaje ascendió al 32 por ciento y 36 por ciento respectivamente.

No llevar casco incrementa el riesgo de lesión en la cabeza y como consecuencia la probabilidad de muerte por dicha lesión. Asimismo, no utilizarlo también aumenta la severidad de las lesiones, así como el tiempo de hospitalización.

La iniciativa incluye una campaña de concienciación en televisión y radio, acciones de sensibilización llevadas a cabo por entidades y agentes sociales, campaña de vigilancia y control llevada a cabo por los agentes de la Guardia Civil y la Policía Local, y un estudio de observación de uso del casco antes y después de la campaña.

Esta campaña de control de motocicletas coincide con otra que desarrolla desde ayer la DGT en toda España para concienciar sobre los riesgos de la velocidad al volante en las carreteras secundarias. Para ello, la DGT ha duplicado hasta el 27 de mayo los controles de velocidad en este tipo de vías, en las que el año pasado se produjeron el 78 por ciento de los accidentes mortales y víctimas.

Además, los Mossos d'Esquadra iniciaron este miércoles una campaña de control del exceso de velocidad en las carreteras catalanas, incidiendo especialmente en los 'puntos negros', las zonas de obras y los tramos donde hay más infracciones de este tipo.