Un año de prisión para un conductor que trató de arrollar a los agentes que le pidieron que parara

SANTANDER, 25 (EUROPA PRESS) La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Cantabria ha impuesto un año de prisión a J.M.L., un conductor que en noviembre de 2006 trató de arrollar a los agentes de la Policía Local que le estaban pidiendo que detuviese el vehículo. El acusado, que había sido condenado previamente por un delito de robo con fuerza, conducía el vehículo a gran velocidad por varias calles de Torrelavega, e incumpliendo una señal de STOP, por lo que los policías locales le hicieron señales de que parara. En lugar de obedecer, J.M.L. aceleró la marcha, hasta el punto de que los agentes tuvieron que apartarse para evitar ser arrollados. A continuación, comenzó una persecución al vehículo a lo largo de distintas calles. Durante la misma, el acusado no respetó tres señales de 'Ceda el paso', y atravesó el cruce de Cuatro Caminos con el semáforo en rojo, con riesgo de colisión a los vehículos que circulaban de forma transversal y metiéndose en un sentido contrario, adelantado a un vehículo que se había parado para dejar pasa a los peatones. Estos tuvieron que apartarse para evitar ser atropellados. Por tanto, se le condena a un año de prisión y dos años de privación del derecho a conducir vehículos, por un delito de conducción temeraria, y a una multa de 360 euros por una falta de desobediencia.