Advierten del riesgo de nuevas explosiones en el volcán Llaima, en el sur de Chile

  • Santiago de Chile, 12 may (EFE).- El Servicio Nacional de Geología y Minería advirtió hoy que se mantiene el riesgo de nuevas explosiones y emisiones de lava en el volcán Llaima, al sur de Chile, que volvió a entrar en erupción el pasado 3 de abril.

Advierten del riesgo de nuevas explosiones en el volcán Llaima, en el sur de Chile

Advierten del riesgo de nuevas explosiones en el volcán Llaima, en el sur de Chile

Advierten del riesgo de nuevas explosiones en el volcán Llaima, en el sur de Chile

Advierten del riesgo de nuevas explosiones en el volcán Llaima, en el sur de Chile

Santiago de Chile, 12 may (EFE).- El Servicio Nacional de Geología y Minería advirtió hoy que se mantiene el riesgo de nuevas explosiones y emisiones de lava en el volcán Llaima, al sur de Chile, que volvió a entrar en erupción el pasado 3 de abril.

"Se advierte que podrían ocurrir nuevas explosiones tanto en el flanco oriental como en la cima, con emisiones de material particulado y no se descartan deslizamientos menores de lava", advirtieron las autoridades tras chequear el volcán entre el 5 y el 11 de mayo con una cámara instalada en una localidad cercana.

El Llaima, de 3.210 metros de altitud, situado en la región de la Araucanía, uno de los volcanes más activos de Suramérica, entró en actividad en julio del año pasado y desde entonces ha lanzado material incandescente de forma esporádica.

El pasado 3 de abril, sin embargo, volvió a entrar en erupción y registró explosiones de material incandescente que se elevaron hasta 600 metros de altura sobre el cráter y provocaron la caída de cenizas y escoria.

Esta nueva erupción obligó a evacuar a 83 personas que viven cerca del volcán y a activar los comités de emergencia municipal y regional.

En el último informe, difundido hoy, los expertos del Servicio Nacional de Geología y Minería observaron la presencia ocasional de un punto incandescente en el margen suroeste del cráter que corresponde a un pequeño afloramiento de lava, así como un centro eruptivo en el flanco oriental del volcán.

La actividad sísmica se ha mantenido "relativamente constante" y se ha caracterizado por un débil temblor de fondo y débiles sismos, asociados al movimiento de fluidos en el interior del volcán, cuyo cráter aún se encuentra obstruido.

Por ello, la situación del volcán se mantiene "crítica" y las autoridades decidieron mantener la alerta amarilla en las poblaciones más cercanas al Llaima, así como la restricción de acceso a la zona del volcán en un radio de cuatro kilómetros.