ETA.- La bomba afecta a más de 60 vehículos, un puente y varios edificios que ya están siendo saneados por los bomberos

MADRID, 0 (EUROPA PRESS) La furgoneta-bomba que explotó hoy hacia las 9.00 horas en Campo de las Naciones, en Madrid, ha afectado a más de 60 vehículos, a un puente y a varios edificios que ya están siendo saneados por los bomberos del Ayuntamiento de la capital, según informó el jefe de este cuerpo, Eugenio Amores. Así, Amores explicó que tras recibir la llamada avisando de que había un vehículo con carga explosiva en el aparcamiento de Campo de las Naciones, se activó el protocolo específico para estos casos y se movilizó al Samur, la Policía y los Bomberos, quienes acordonaron un radio de 500 metros y desalojaron los edificios cercanos que pudieran verse afectados. Tras localizar la furgoneta, aparcada bajo un puente, y comprobar la veracidad de la llamada, se explosionó el artefacto, que no causó daños estructurales en el puente pero sí en la protección de hormigón instalada alrededor de la infraestructura. Además, dos inmuebles de oficinas de entre seis y siete plantas sufrieron los mayores daños en los cristales y los falsos techos, que los bomberos municipales están saneando ahora para que los trabajadores puedan volver a sus oficinas esta misma tarde, según el propio Amores. Sin embargo, el fuego afectó en mucha mayor medida a los coches aparcados cerca de la furgoneta. En concreto, la furgoneta ha quedado prácticamente destrozada, con "trozos de chapa casi irreconocibles" sobre los que los Tedax podrán trabajar para intentar determinar el tipo y cantidad de explosivo empleado. De hecho, los bomberos extinguieron el incendio usando "tácticas concretas como aplicar el agua con menor caudal y presión para evitar la destrucción de muestras y pruebas". Además, otros cuatro coches se han visto afectados por el fuego, quince más han sufrido daños en los cristales y en la chapa a causa de la onda expansiva, y cerca de 50 vehículos más se han visto afectados en menor medida. PRIMER RELEVO El aviso se recibió hacia las 7.30 horas, y la bomba explotó hacia las 9.00 horas, tal y como anunciaba el aviso. Hasta el lugar se trasladaron unos 30 bomberos, dotación que a estas horas será relevada por otra con vehículos "más específicos" para sanear los inmuebles y todo el ámbito afectado. Según el jefe de los bomberos madrileños, el incendio ha estado "controlado en todo momento", y a las 11.00 horas tan sólo quedaba acordonada la zona más afectada. El alcalde de la capital, Alberto Ruiz-Gallardón, se dirigió la zona al conocerse la noticia, si bien abandonó el lugar en torno a las 10.30 horas para proseguir con su agenda de hoy, mientras que el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, aún sigue en el lugar de los hechos a estas horas.