El deterioro de colonia Urpisa entra en su recta final al ser declarada Área de Rehabilitación Integral por el Ayuntamiento

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

La colonia Urpisa, en el distrito de Villa de Vallecas, comenzó hoy su cuenta atrás para despedirse del mal estado que actualmente la caracteriza después de que los grupos con presencia en la Corporación municipal aprobaran por unanimidad su declaración como Área de Rehabilitación Integral (ARI).

Ahora toca que la Comunidad de Madrid y el Ministerio de Vivienda apruebe esta declaración en la próxima Bilateral, algo que no siempre ha ocurrido así. Ese fue el caso de las ARI de Salesas, Toledo, Conde Duque y Santo Domingo que, aunque fueron aprobadas por el Ayuntamiento, el Gobierno regional decidió no presentarlas ante el departamento que dirige Beatriz Corredor.

Las cuatro áreas de rehabilitación afectadas en el centro histórico madrileño comprenden casi 23.000 viviendas y 2.500 objetivos de rehabilitación, que fueron excluidas de la comisión bilateral Ministerio de Vivienda-Comunidad de Madrid celebrada en diciembre. De este modo, el Gobierno regional daba un 'no' por respuesta a las peticiones del Ayuntamiento de la capital, que solicitó su inclusión en el Plan Rehabilitación de la Comunidad en marzo de 2008. Se da la circunstancia, además, que la actual ministra de Vivienda votó a favor de la declaración de las cuatro áreas demandadas cuando era concejala en el Ayuntamiento de la capital.

"Espero que el Ministerio y la Comunidad aprueben en la Bilateral estas tres áreas", deseó la delegada de Urbanismo, Pilar Martínez, en el Pleno hoy celebrado en la Casa de la Villa. La edil recordó que la colonia Urpisa comprende una quincena de edificios construidos en los años 70, de los que dos presentan un peor deterioro en fachadas y cornisas aunque no han llegado al punto de ser declarados en ruina por los técnicos municipales.

El Pleno aprueba ahora la zona como Área de Rehabilitación Integral después de una década de demandas ciudadanas, una tardanza que, como explicó la popular, viene motivada por la falta de acuerdo vecinal ya que muchos no podían hacer frente al derribo y nueva construcción del edificio. La solución pasó finalmente por declarar la zona como ARI para recibir financiación de las tres administraciones con la que afrontar la necesaria rehabilitación.

Por su parte, la portavoz socialista de Villa de Vallecas, Dolores del Campo, dijo que sentía un "júbilo sostenido" porque recibe con satisfacción la declaración pero espera que "no pasen otros 10 años" para que comiencen las necesarias obras para poner coto a los problemas de "grietas e infraviviendas" de la colonia.

También se aprobaron por unanimidad la declaración como ARI de las áreas de Manoteras, en Hortaleza y San Nicolás- Arrechavaleta, en Villaverde. Supone que unas 1.883 viviendas recibirán ayudas para su rehabilitación. Los tres nuevos ámbitos suman en total 41 hectáreas, 4.567 viviendas, una población aproximada de 11.600 habitantes y 670 edificios, de los que 661 tienen como uso principal el residencial. La inversión prevista en los tres ARI es de 70,97 millones de euros, de los cuales las administraciones públicas invertirán 45,38 millones. De esta cantidad, las subvenciones a las viviendas se estiman en 31,28 millones y la inversión en renovación de espacios públicos e infraestructuras, de algo más de 12 millones.

Las actuaciones se llevarán a cabo entre 2010 y 2013, y se centrarán en dos intervenciones principales. Por una parte, se otorgarán subvenciones a la rehabilitación privada de viviendas, que irán encaminadas a mejorar la habitabilidad de las viviendas y las condiciones estructurales y funcionales de los edificios, así como a mejorar la accesibilidad de los mismos e implementar actuaciones de mejora energética de los edificios.

Por otra parte, y de forma complementaria a las rehabilitaciones de las viviendas, se realizarán obras de urbanización de las vías públicas para renovar las instalaciones de agua, electricidad, gas, telefonía y recogida de aguas pluviales, así como la eliminación de los tendidos aéreos. También se mejorará la accesibilidad en calles y plazas, el medio ambiente urbano y la seguridad vial mediante la ampliación y adecuación de la red de alumbrado.