El Instituto de Medicina Legal se construirá dentro de la tercera fase del Plan Director de Valdecilla

El consejero de Justicia inaugura las nuevas instalaciones del Servicio de Patología, con un equipamiento "de primera línea"

SANTANDER, 6 (EUROPA PRESS)

El consejero de Presidencia y Justicia, Vicente Mediavilla, anunció hoy que la construcción de la nueva sede del Instituto de Medicina Legal se ejecutará dentro de la tercera fase del Plan Director del Hospital Valdecilla.

El Ejecutivo ya ha adquirido la finca donde se construirá, en la calle Pedro Rábago, dentro del complejo hospitalario, compartiendo dependencias con el Servicio de Anatomopatología del Servicio Cántabro de Salud, con el objeto de "optimizar la inversión pública y la coordinación entre ambos servicios", explicó Mediavilla.

Hasta la construcción de la nueva sede, el Gobierno regional ha llevado a cabo obras de acondicionamiento y adquisición de nuevo material en el Servicio de Patología de este centro, con una inversión cercana a los 100.000 euros, que hoy inauguró el consejero de Justicia y la directora del Instituto de Medicina Legal, Pilar Guillén.

Según adelantó Mediavilla, la Consejería de Justicia ya tiene redactado el programa de necesidades de la nueva sede del Instituto de Medicina Legal, que tendrá unos 2.000 metros cuadrados. Por su parte, la Consejería de Sanidad concretará su equipamiento de cara a la adecuación al Plan General de Ordenación Urbana de Santander.

Asimismo, la próxima semana se solicitará la licencia de derribo del edificio actualmente existente en el solar. Una vez que finalicen estos trámites se procederá a la construcción de esta nueva sede, que tendrá un plazo de ejecución de 18 meses.

REFORMA DEL SERVICIO DE PATOLOGÍA

El Gobierno de Cantabria ha renovado el Servicio de Patología del Instituto de Medicina Legal, donde dieciséis médicos forenses de Cantabria realizan su trabajo. El Ejecutivo ha adquirido nuevas mesas de autopsia y ha acondicionado y mejorado las instalaciones.

El consejero de Justicia justificó la necesidad de acometer estas obras, realizadas a petición de la directora del centro, "para que las labores de los médicos forenses se realicen en condiciones óptimas, dada la trascendencia de sus tareas".

Mediavilla recordó que desde este servicio se realizan anualmente 350 autopsias, entre otros trabajos esenciales de valoración pericial dentro del ámbito de la Administración de Justicia.

Por su parte, la directora del Instituto de Medicina Legal destacó la necesidad de acometer esta reforma dado que el servicio no disponía de suficientes medios materiales.

Guillén explicó que las tres mesas de autopsia y el resto de equipamiento se trasladarán a la nueva sede cuando entre en funcionamiento, dado que son medios "de primera línea".