El Estado deniega 148 de las 224 solicitudes de ayuda a viviendas afectadas por el incendio de 2007 en Gran Canaria

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 29 (EUROPA PRESS) El Gobierno Central ha denegado 148 de las 224 solicitudes de ayuda a la reconstrucción y recuperación de viviendas que presentaron los afectados por el incendio que asoló los municipios de Mogán, San Bartolomé de Tirajana y Tejeda (Gran Canaria) en julio de 2007. Así lo explicó en declaraciones a Europa Press el portavoz de la Plataforma de afectados Más Nunca, Gustavo Rodríguez, quién aseguró que "en total, los afectados por el fuego presentaron 224 solicitudes de ayuda a las viviendas, 210 fueron aceptadas y sólo 62 de ellas se aprobaron. Además, unos 14 documentos fueron considerados como expedientes anulados por silencio del interesado". Según Rodríguez, estos documentos "han sido rechazados por considerar que las viviendas afectadas eran de segunda residencia, porque no disponían de seguro o porque los ingresos de las personas eran superiores a los seguros contratados". En este sentido, Rodríguez declaró que en la mayor parte de los casos no existen "segundas residencias, sino que son casas heredadas de los padres que forman parte del patrimonio familiar de las personas y suponen un valor para el paisaje del que se beneficia el turismo". Asimismo, insistió en que la mayoría de los afectados "son personas mayores que viven en una zona rural, diseminada" y en algunos casos "el seguro duplica las prestaciones que reciben". El portavoz de la plataforma manifestó que todavía hay personas que "no han podido regresar a sus casas porque no están arregladas" y "los alquileres que concedió el Gobierno de Canarias para aquellos que se quedaron sin vivienda se acaban en julio de este año". Por tanto, el Ejecutivo regional no se hará cargo de aquellas personas que no han recibido las ayudas y no han recuperado su vivienda. En este sentido, Rodríguez explicó que la mayor parte de los afectados "eran personas mayores que apenas salen de sus casas" y no presentaron la documentación necesaria para tramitar esta ayuda. Asimismo, los afectados han criticado a las administraciones porque consideran que han llevado a cabo "una campaña de maquillaje" con la limpieza de los barrancos porque estos enclaves "están en la misma situación o peor que antes de que se produjera el incendio". Con respecto a la evacuación, Rodríguez indicó que "no se hizo de la mejor manera" y mencionó que incluso algunos de los vecinos de Fataga "fueron detenidos" por negarse a abandonar sus viviendas. "Es más, la próxima vez que ocurra lo mismo, la mitad de la población no va a salir porque quien se quedó salvó su casa", apostilló. El portavoz de Más Nunca criticó que "las administraciones no hayan salido a dar la cara para reconocer la descoordinación" que hubo en los momentos del incendio pero les recordó que "lo que tienen que hacer ahora es centrarse para la campaña de verano y comprobar el estado en el que se encuentra la vegetación". Finalmente, el representante de los afectados denunció la "carga" que supone para aquellos que han perdido sus pertenencias "tener que desplazarse hasta el municipio de Arucas para arreglar documentación", ya que el incendio se provocó en Tejeda y la causa la debe llevar el Partido Judicial de Arucas.