El Plan Infomur 2009 movilizará 544 personas al día durante los meses de peligro alto, 45 personas más que el pasado año

La Comunidad destina cerca de un millón de euros en la instalación de 2 nuevos puntos de vigilancia fija en Alhama de Murcia y Mazarrón

MURCIA, 7 (EUROPA PRESS)

El Plan de Lucha contra los Incendios Forestales de la Región de Murcia, Plan Infomur, movilizará en 2009 un total de 544 personas diariamente para las labores de prevención, vigilancia y extinción durante la época de peligro alto, entre los meses de junio y septiembre, lo que supone un incremento de 45 personas respecto al pasado año.

De este modo, la consejera de Presidencia y Administraciones Públicas, María Pedro Reverte, y el consejero de Agricultura y Agua, Antonio Cerdá, presentaron hoy el cita Plan para el periodo comprendido entre el 1 de abril de 2009 y el 31 de marzo de 2010, en el que se establece la organización y los medios de actuación para proteger a personas, bienes y el medio ambiente ante el riesgo de incendios.

En su XIV edición, la del presente año, el Plan Infomur, que cuenta con un presupuesto cercano a los 13 millones de euros, incrementará el número de efectivos para la vigilancia y la extinción, incorporará los municipio de Mula y Campos del Río en las labores de vigilancia y mejorará las instalaciones en las que se ubican los helicópteros de extinción.

Así, la base de helicópteros de La Pila (Abarán) cuenta con una nueva plataforma en la zona de aterrizaje y estacionamiento de aeronaves, mientras que en la base de Zarzilla de Ramos (Lorca) se está realizando una obra para mejorar sus actuales infraestructuras.

Respecto a esta línea de mejoras de los servicios destinados a la prevención y extinción de incendios, Reverte informó de que se destinarán cerca de un millón de euros en la instalación de dos nuevos puntos de vigilancia fija en los municipios de Alhama de Murcia y Mazarrón. Asimismo, está previsto que se ponga en marcha el Centro de Coordinación Forestal en el complejo de El Valle y se ejecute el nuevo Centro de Defensa Forestal de la Región de Murcia, que se ubicará en el municipio Abarán.

Y es que, el Plan Infomur establece tres grados de riesgo en función de los parámetros que marcan la vulnerabilidad y la mayor posibilidad de que se produzcan incendios forestales. El riesgo bajo se extiende del 1 de noviembre hasta el 31 de marzo de 2010, el medio del 1 de abril al 31 de mayo y el mes de octubre y el riesgo alto, del 1 de junio al 30 de septiembre.

Por ello, durante la época de peligro alto la vigilancia en prevención se incrementa hasta las 20 garitas fijas, 41 parejas en tareas de vigilancia móvil (dos más que en 2008) y un avión para la vigilancia aérea con capacidad de transmitir imágenes; mientras que, en las labores de extinción, los medios previstos por el Infomur son 18 brigadas forestales contra incendios, cuatro brigadas de intervención rápida, tres brigadas helitransportadas y sus aeronaves, 18 parques de bomberos, cinco brigadas de pronto auxilio y un helicóptero de descarga.

Asimismo, otras 60 personas trabajarán en tareas de dirección, coordinación y apoyo como técnicos de extinción, agentes medioambientales, operadores de transmisiones, conductores, jefes de operaciones y responsables de información, entre otros. Reverte explicó que en este dispositivo están integrados todos aquellos ayuntamientos que cuentan con masas forestales importantes.

"Durante la época de riesgo alto y medio estos ayuntamientos colaboran activamente en el Plan Infomur a través del personal voluntario, un total de 134 personas integradas en las diferentes agrupaciones de Protección Civil, que se desplazan a los montes y parajes, siguiendo las rutas predeterminadas y ejerciendo las labores de vigilancia establecidas", subrayó la consejera.

BUENOS RESULTADOS

Por otro lado, Reverte señaló que, "el dispositivo movilizado por el Infomur 2009 repite el esquema de años anteriores, que tan buenos resultados nos ha dado". En este sentido, recordó que en 2008 se produjeron 141 incendios, de los que 113 quedaron en conato (esto es, la superficie quemada no alcanzó la hectárea de terreno), lo que achacó a "la apuesta hecha por la prevención, vigilancia y rapidez en la extinción".

Igualmente, la consejera destacó que el pasado año la superficie forestal arbolada afectada por incendios en la Región de Murcia "fue la menor de los últimos diez años". Respecto a las causas, recordó que el 90 por ciento de los incendios forestales son intencionados o tienen su origen en negligencias.

Por su parte, el consejero de Agricultura y Agua apuntó que desde la puesta en marcha del Plan Infomur, "la Comunidad ha avanzado en la protección y conservación del entorno forestal", que representa el 45 por ciento de la superficie regional, con más de 465.000 hectáreas, de las que más de 300.000 son de arbolado.

FORMACIÓN PARA EL PERSONAL DE PREVENCIÓN

Cerdá destacó la puesta en marcha de "un ambicioso programa de formación para todo el personal que compone las brigadas y retenes forestales". Este proyecto contempla siete acciones formativas relacionadas con las técnicas de predicción del riesgo de incendios, a través del manejo de cortafuegos, trabajos selvícolas, técnicas de ataque directo en incendios forestales, y primeros auxilios, entre otras actuaciones.

Asimismo, incidió en la necesidad de la colaboración ciudadana para prevenir incendios y "conservar nuestra riqueza natural", al tiempo que añadió que el pasado año "se dieron muchos conatos y poca superficie quemada por la prontitud de la actuación del personal formado".

Y es que, el Plan Infomur 2009, aprobado por el Consejo de Gobierno de la Comunidad Autónoma el pasado mes de marzo, tiene como objetivo establecer la organización jerárquica y funcional, así como los procedimientos de actuación de los recursos de la Comunidad Autónoma más aquellos asignados al Plan de otras entidades públicas y privadas, en el caso de incendios forestales.