Un sobreviviente italiano defiende la labor de los socorristas en el cerro Aconcagua

  • Buenos Aires, 22 feb (EFE).- Uno de los sobrevivientes de un grupo de montañeros italianos accidentado en el cerro Aconcagua dijo que los socorristas argentinos "hicieron todo lo que pudieron" para salvar a un guía cuya muerte desató una polémica por el accionar de quienes acudieron a rescatarle, informa hoy la prensa local.

Un sobreviviente italiano defiende la labor de los socorristas en el cerro Aconcagua

Un sobreviviente italiano defiende la labor de los socorristas en el cerro Aconcagua

Buenos Aires, 22 feb (EFE).- Uno de los sobrevivientes de un grupo de montañeros italianos accidentado en el cerro Aconcagua dijo que los socorristas argentinos "hicieron todo lo que pudieron" para salvar a un guía cuya muerte desató una polémica por el accionar de quienes acudieron a rescatarle, informa hoy la prensa local.

"Más era imposible", aseguró Matteo Refrigerato, quien en una entrevista con el diario bonaerense Clarín dijo no haber notado "ningún tipo de negligencia" de los socorristas, acusados por la familia del fallecido de haberlo abandonado mientras aún estaba con vida.

El guía argentino Federico Campanini, de 31 años, lideraba un grupo de cinco italianos -uno de los cuales también murió- que se había perdido tras hacer cumbre en la montaña más alta de América y su deceso se produjo el 8 de enero último.

La semana pasada la aparición de un vídeo que registró los últimos minutos de vida del guía, entregado por desconocidos al abogado que representa a la familia Campanini, desató una polémica sobre el desempeño de los policías y andinistas que le socorrieron.

Tras la difusión de la cinta, en la que puede apreciarse que el guía estaba vivo cuando se inició la operación de rescate, durante la cual lo arrastraron mientras tenía una soga atada a la cintura, además de pedirle sin éxito que se ponga de pie y camine, fue destituido el jefe de la patrulla de socorro del cerro.

Carlos Campanini, el padre del joven, considera que a su hijo "lo abandonaron como a un perro" en el Aconcagua, de 6.962 metros de altura, y advirtió que si es necesario llevará su denuncia "hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos".

"Vi el vídeo, angustioso. Creo que los rescatistas argentinos hicieron todo lo que pudieron", indicó Refrigerato tras recordar que Campanini "ya estaba mal" cuando el grupo de montañeros alcanzó la cumbre y se perdió durante el descenso.

El italiano, que aún se recupera en su país de las heridas que sufrió en el Aconcagua, agregó que en esas circunstancias falleció su compatriota y amiga Elena Senin, de 38 años, mientras que el resto pasó "dos noches esperando que llegara la ayuda".

Los socorristas "nos ataron a todos una cuerda a la cintura, como se ve en el vídeo. Había que subir 400 metros, que es una fatiga terrible a esa altura y deteriorados como estábamos (...) El último fue Federico, que ya estaba muy, muy mal", detalló.

Según Refrigerato, "los socorristas fueron profesionales, personas de alto nivel personal y humano", al punto de que los vio "abrazarse y gritar, felices" de haber salvado al grupo de expedicionarios que llegó de Italia.

Mirko Affasio, otro de los sobrevivientes, también ha declarado a la prensa italiana que "los socorristas no tenían toda la ropa y los elementos adecuados, pero hicieron todo lo posible para sacar a Federico de ese infierno".

Durante esta temporada, cinco personas murieron en las laderas del Aconcagua, otras 154 fueron evacuadas y los registros oficiales indican que este año unos 900 montañeros intentaron llegar a la cumbre con el apoyo de unos 200 guías profesionales.

Los dos policías y los tres andinistas que se encontraban en el cerro y actuaron como voluntarios en la operación de rescate de Campanini y los italianos serán citados a declarar por la Justicia, que abrió una investigación por "averiguación de muerte".