Val d'Aran refuerza medidas preventivas ante la "importante crecida" del Garona

VIELHA (LLEIDA), 14 (EUROPA PRESS)

La Dirección General General de los Bomberos y Protección Civil reforzó hoy las medidas preventivas tras alerta provocada por la "importante crecida" del caudal del río Garona a su paso por la Val d'Aran.

Según las mediciones de Fecsa Endesa, en los pueblos de Les y Bossòst, el agua superó los limites de caudal de seguridad.

El caudal del río Garona, superior al normal en esta época del año, alcanza los 120 metros cúbicos por segundo, y ya ha provocado problemas en diferentes inundaciones, donde se producen inundaciones en algunos terrenos cercanos al río.

Aún así, "el caudal todavía está lejos de desbordarse en los núcleos por donde transcurre el río, gracias a su correcta canalización", según a confirmaron fuentes del Conselh Generau d'Aran.

En el núcleo de Les Bordes, el río es muy caudaloso y ya ha provocado varias inundaciones en las zonas inundables de los laterales. Lo mismo ocurre en el núcleo de Era Bordeta (Vilamòs), donde la anchura del río sobrepasa las áreas de seguridad destinadas a la subida del caudal.

El punto más crítico se sitúa en el cámping de Pònt d'Arròs, que puede llegar ha estar "muy afectado" si el caudal del río sigue subiendo. Los hoteles situados en la orilla del río, en Vielha, también corren el riesgo de sufrir filtraciones en las zonas más bajas del edificio.

La brigada de Medio Ambiente del Conselh Generau d'Aran ha activado las labores de inspección y acción inmediata, en el caso de inundaciones graves en las zonas cercanas al río.

En este sentido, se están realizando constantes revisiones que controlen la subida del caudal en los puntos más críticos donde se pueden acumular materiales que impidan la fluidez del río.

Por otro lado, desde Val d'Aran se ha pedido a la Sala Central de Bomberos de Catalunya un refuerzo de bomberos para realizar las ayudas en los puntos más críticos.

Asimismo, los Bomberos de Aran, Protección Civil, Fecsa Endesa y los Bomberos franceses (CTA Sud), están en contacto permanente para informar sobre la subida del caudal del río en los diferentes puntos.