Los informes forenses señalan que Asunción Villalba fue acuchillada voluntariamente y que fue golpeada antes de morir

VITORIA, 26 (EUROPA PRESS) Los informes forenses ratificados en la segunda y última sesión del juicio por el presunto asesinato de Asunción Villalba a manos de su marido, han acreditado que las cuchilladas que presentaba el cadáver de la mujer fueron ocasionadas de forma voluntaria y que la mujer había sido golpeada antes de morir. Asunción Villalba falleció el 2 de junio de 2007, presuntamente a manos de su marido, V.M.M., cuyo juicio quedó hoy visto para sentencia en la Audiencia Provincial de Álava. Las acusaciones de la familia, la Abogacía del Estado, el Ayuntamiento de Vitoria y la Asociación Clara Campoamor mantuvieron su petición de 20 años de cárcel por un delito de asesinato con alevosía y otros tres años por maltrato físico y psíquico. La defensa pidió una pena de cinco años por un delito de homicidio. En la sesión de hoy, la segunda y última del juicio, los peritos ratificaron que las lesiones que presentaba el cadáver en distintas partes de su cuerpo eran de origen traumático y que no pudieron producirse por una caída, lo que, según informó a Europa Press la acusación popular ejercida por la Asociación Clara Campoamor, "echa por tierra" el argumento del acusado, quien en la jornada de ayer afirmó que era común que su mujer presentara hematomas "por la medicación que tomaba", que le hacía "marearse y caer" de forma habitual. Respecto a las cuchilladas que recibió Asunción Villalba, los informes establecen que, debido a su profundidad, no pudieron ocasionarse de forma fortuita, sino que fueron causadas de forma voluntaria, según indicó la acusación. En su declaración de ayer, el presunto asesino aseguró que no recordaba si apuñaló a su mujer, ya que consumió "mucha droga y alcohol", y afirmó que el "accidente" se produjo durante un forcejeo.