Efectivos del SAMUR y Protección Civil ensayan para una hipotética catástrofe en aeródromo de Cuatro Vientos

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, asistió hoy a un simulacro de catástrofe en tiempo real y sin previo ensayo que tuvo lugar en la base aérea de Cuatro Vientos. Gallardón fue el encargado de dar a los técnicos del SAMUR el visto bueno para que la operación, que se desarrolló en dos escenarios diferentes, comenzase. Con este acto, se pretende mostar, por cuarto año consecutivo, la preparación y respuesta de los Cuerpos, Fuerzas y demás servicios que intervienen en un gran siniestro.

En el primero de los espacios, se produjo un accidente de tráfico junto a un edificio de viviendas que a consecuencia del choque sufre un incendio y en el segundo escenario, unos terroristas hacen explotar varias bombas al paso de un autobús de presos.

Más de 500 profesionales y 100 vehículos, incluidos tres helicópteros, participaron en el simulacro para socorrer a las víctimas y controlar la situación. Entre ellos, equipos sanitario de 12 comunidades autónomas y miembros de la Policía Nacional, la Guardia Civil, la Policía Municipal y las Fuerzas Armadas.

Este simulacro pone fin a las XVIII Jornadas Municipales sobre Catástrofes, que cada año reúnen en la capital española a profesionales y expertos en emergencias nacionales e internacionales. Para el alcalde Gallardón, esta actuación avala la capacidad de Madrid parta afrontar una hipotética situación de crisis y un encuentro de máxima relevancia mundial como son los Juegos Olímpicos.