Inaugurado el nuevo Parque Central de Bomberos en Cordovilla, que entrará en funcionamiento el próximo miércoles día 6

PAMPLONA, 30 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno de Navarra, Miguel Sanz, inauguró hoy el nuevo Parque Central de Bomberos, situado en Cordovilla, junto al Acceso Sur a Pamplona. La nueva base, que entrará en funcionamiento el próximo miércoles, 6 de mayo, ha contado con una inversión total de 10 millones de euros y según destacó Sanz, tiene los equipamientos "más avanzados y con un nivel de calidad plenamente europeo".

Al acto de inauguración también asistieron, entre otras autoridades, la presidenta del Parlamento de Navarra, Elena Torres; la delegada del Gobierno, Elma Saiz; el vicepresidente primero y consejero de Presidencia, Justicia e Interior, Javier Caballero; el director general de Interior, Juan Ramón Rábade; y David Sáinz, director gerente de la Agencia Navarra de Emergencias, de la cual depende el Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento, así como autoridades de la Policía Foral y de la Guardia Civil.

En su intervención, Sanz destacó que se trata de unas "magníficas instalaciones", de unos 10.000 metros cuadrados, que van a ofrecer "un importante servicio a todas y cada una de las localidades de Navarra". Según recalcó, el centro "pone en marcha de forma efectiva un nuevo modelo de atención integrado que coordina, completa y aporta mayor eficacia a la gestión, a través de este parque central y de los descentralizados que funcionan en las distintas comarcas de Navarra".

En opinión del presidente, se ha construido en el lugar "más adecuado, mejor comunicado para garantizar la mayor celeridad en los desplazamientos hasta los lugares donde sean requeridos los servicios".

En definitiva, con esta "importante inversión", se garantiza "un servicio eficaz de atención a las emergencias en Navarra a lo que contribuye la notable cualificación profesional de los bomberos de este parque", concluyó Sanz.

Por su parte, David Sáinz subrayó que la inauguración de esta base es un "hito relevante" en la atención de emergencias. "La joya de la corona de los parques de Navarra y España, piedra angular de la red operativa", añadió. Tras el acto institucional de inauguración, el Sanz descubrió una placa conmemorativa y, después, Sáinz le guió en una vistita a las instalaciones.

CUATRO MISIONES

Hasta ahora, el parque de la calle Aralar de Pamplona, de reducidas dimensiones, asumía las funciones de centralidad. El de Cordovilla reforzará este papel. Tendrá cuatro misiones principales: atender las necesidades de Pamplona y su Comarca y prestar auxilio a los otros diez parques comarcales (Alsasua, Oronoz-Mugairi, Navascués, Burguete, Sangüesa, Tafalla, Peralta, Estella, Lodosa y Tudela).

También centralizará la flota de helicópteros al servicio del Gobierno de Navarra, integrada por dos helicópteros, uno de ellos medicalizado, y por un tercero contratado para la campaña de verano; y acoger en sus instalaciones otros servicios, como la campaña de prevención de incendios de verano o a los grupos especiales y a los equipos medicalizados.

Así, hasta este parque se trasladará la ambulancia SAMU-UCI de Bomberos que actualmente tiene su base en el parque de Aralar, de manera que dentro de unos meses trabaje de forma coordinada con el helicóptero medicalizado.

En la parte alta de la colina, la que da al Estadio Reyno de Navarra, se va a habilitar un helipuerto. Cuando esté operativo el helipuerto, tanto los servicios medicalizados de helicóptero como la campaña forestal de verano se realizarán desde esta base. Será en 2010. Durante este ejercicio, continuará en servicio el parque de Miluce si bien la brigada de tierra de la campaña estará en Cordovilla y la ambulancia medicalizada también.

Las obras en Cordovilla comenzaron en diciembre de 2006. La inversión total ha ascendido a 10 millones de euros (8 millones para las obras propiamente dichas, 0,5 para la dirección facultativa y 1,5 de equipamiento técnico diverso). La infraestructura ha sido ejecutada por la empresa constructora Obenasa y dirigida por Bidasoa Arkitektura Bulegoa, S.L..

El parque de la calle Aralar de Pamplona permanecerá activo mientras no concluyan las obras del nuevo de Trinitarios. Su cometido principal será atender los requerimientos que, de carácter urbano, se presenten en la capital navarra.

El Parque Central de Bomberos de Navarra consta de cuatro elementos: el edificio principal de planta baja más tres alturas (2.478 metros cuadrados); un edificio auxiliar (1.366 metros cuadrados), con un almacén que dará servicio a todos los parques de Navarra y en el que también se guardará el material de grupos específicos (grupo de rescate acuático, de montaña etc); un patio entre ambos edificios (2.084 metros); y el helipuerto (4.193 metros cuadrados).