La Guardia Civil de Huesca coordinará los rescates en montaña con agentes de la Gendarmería francesa

HUESCA, 7 (EUROPA PRESS)

La Guardia Civil de Huesca coordinará los recates en montaña con agentes de la Gendarmería francesa. Así lo dió a conocer hoy en rueda de prensa, el teniente coronel de la Guardia Civil de Huesca, Carlos Crespo, con motivo de la presentación de las actuaciones realizadas en montaña.

En el mes de mayo, las unidades de rescate afrontan ya la campaña estival, que se centra en las actuaciones en los barrancos, en los que se realizaron 83 de las 89 intervenciones practicadas el año pasado. Las actividades deportivas que se desarrollan en ellos, sobre todo en la Sierra de Guara, traen a Huesca a multitud de personas, lo que aumenta el riesgo.

Por ello, este año se va coordinar la acción de la Guardia Civil con agentes de la Gendarmería gala que en los meses de junio y julio se desplazarán a Huesca. Crespo señaló que "el año pasado hubo 83 intervenciones sólo en zona de barrancos y, este verano, vamos a contar con especialistas de montaña del país vecino que trabajarán junto con nuestras unidades en barrancos". Una gran parte de los visitantes que vienen a los barrancos son franceses, por lo que "consideramos que nos pueden aportar un plus de calidad a la hora de efectuar las intervenciones".

Ante la nueva campaña estival las unidades de rescate piden precaución a los visitantes para continuar rebajando las cifras. En este sentido y como reconocimiento a su labor, el subdelegado del Gobierno en Huesca, Ramón Zapatero, impuso hoy la Medalla al Mérito de la Protección Civil a cuatro miembros del Grupo de Rescate en Montaña de la Guardia Civil, que intervinieron en el auxilio de dos personas y en el rescate de un cadáver en el Valle de Ordesa el pasado mes de agosto. Se trata de los hermanos Francisco Javier y Juan Serrano Córdoba, José Daniel Fernández Arnaldo y Javier Bueno Berges.

La Guardia Civil realizó 80 rescates de montaña en la campaña de invierno de este año, 9 menos que en la de 2007. Pese a las adversas condiciones meteorológicas en la provincia de Huesca durante este invierno, el balance realizado arroja cifras más positivas que en la campaña de 2007.

En total entre octubre de 2008 y marzo de 2009 se contabilizaron 80 intervenciones con rescate a 50 heridos. Descendió el número de rescates de fallecidos y heridos graves, no así el de ilesos, que se incrementó.