China lanza en el aniversario del seísmo un plan para luchar contra los desastres naturales

  • Pekín, 11 may (EFE).- El Gobierno chino emitió hoy su Libro Blanco sobre Protección contra los Desastres Naturales, aprovechando que mañana se conmemora el primer aniversario del seísmo de Wenchuan y destacando que aumentarán las medidas para prevenir catástrofes que ponen en peligro a la mitad de la población nacional.

China lanza en el aniversario del seísmo un plan para luchar contra los desastres naturales

China lanza en el aniversario del seísmo un plan para luchar contra los desastres naturales

Pekín, 11 may (EFE).- El Gobierno chino emitió hoy su Libro Blanco sobre Protección contra los Desastres Naturales, aprovechando que mañana se conmemora el primer aniversario del seísmo de Wenchuan y destacando que aumentarán las medidas para prevenir catástrofes que ponen en peligro a la mitad de la población nacional.

En el libro blanco, publicado por la agencia oficial Xinhua y que presenta los esfuerzos hechos por el Gobierno en las últimas décadas y las pautas a seguir en el futuro, se destaca que un 70 por ciento de las ciudades chinas y un 50 por ciento de los habitantes totales (unos 650 millones) están en riesgo.

Además, reconoce el documento, el cambio climático está incrementando la incidencia de estos fenómenos, "debido a la distribución desequilibrada de precipitaciones y los cambios inusuales de temperaturas", entre otros factores.

El libro blanco se emite en la víspera del aniversario del terremoto que con epicentro en Wenchuan (suroeste de China) causó 90.000 muertos y desaparecidos, un desastre que ha motivado una nueva actitud para hacer frente a los desastres naturales, según el documento.

Entre las nuevas medidas a tomar, destaca por ejemplo el refuerzo de las estructuras en todo el país, después de que el seísmo de Wenchuan causara el derrumbe de miles de ellas, en estado "decrépito" según reconoce el libro blanco, causando la muerte o desaparición de al menos 5.335 niños y adolescentes.

Otras medidas a tomar, entre las muchas que se señalan, son la elaboración de una base de datos sobre riesgos de desastres naturales, un sistema de control de los fenómenos de la naturaleza por satélite, programas de concienciación entre la población o un sistema "coordinado y eficiente" de respuesta a las catástrofes.

"Basándonos en las lecciones que aprendimos y los problemas encontrados en el terremoto y las tormentas de nieve de 2008, hemos llevado a cabo esfuerzos para mejorar el sistema de gestión de desastres nacional", destacó, al presentar el documento, Zou Ming, alto cargo del Ministerio de Asuntos Civiles.

En el documento se subraya que, salvo en lo que respecta a accidentes volcánicos, China es el país que sufre mayor número de este tipo de desastres, desde terremotos y tifones a inundaciones, sequías o heladas.