Dieciséis muertos a causa del terremoto de 5,8 grados en la escala de Richter en Italia

  • Roma, 6 abr (EFE).- Dieciséis personas resultaron muertas hoy a causa del terremoto de 5,8 grados de magnitud en la escala de Richter que sacudió el centro de Italia durante la madrugada, según la cadena de televisión Sky Tv.

Roma, 6 abr (EFE).- Dieciséis personas resultaron muertas hoy a causa del terremoto de 5,8 grados de magnitud en la escala de Richter que sacudió el centro de Italia durante la madrugada, según la cadena de televisión Sky Tv.

Las agencias italianas hablan de catorce muertos y de "miles" de evacuados y afirman que el primer ministro, Silvio Berlusconi, podría decretar la emergencia nacional, aunque un portavoz oficial no pudo confirmar a Efe este extremo.

El portavoz afirmó que el gobierno sigue de cerca el desarrollo de los acontecimientos, en "estricto" contacto con Protección civil.

Están confirmados cinco muertos en el municipio de Catelnuevo, dos de ellos de origen macedonio y tres italianos, uno en Poggio Picenze, uno en Tormintare y dos en Fossa (una anciana y una niña).

Al parecer, cuatro niños murieron cuando se desplomó su estancia en hospital de San Salvatore dell'Aquila.

Todavía se desconoce el número definitivo de víctimas entre muertos y heridos, pero algunos medios italianos ya hablan de que podría haber todavía personas atrapadas entre los escombros de algunos edificios.

El terremoto se produjo a las 03.32 horas (01.32 GMT) en la provincia de los Abruzos, en el centro de Italia, y derrumbó algunos edificios de la capital provincial, L'Aquila, una ciudad con una población de 80.000 personas situada al noreste de Roma.

El seísmo tuvo una magnitud de 5,8 grados en la escala de Richter y su epicentro se situó "a cinco kilómetros de profundidad", en un punto situado "a pocos kilómetros de L'Aquila", según confirmó a Efe un portavoz del Centro Nacional de Terremotos.

El hecho de que el epicentro se situara en un punto tan cercano a la superficie provocó que fuera "más sentido por la población" y tuviera una intensidad "sustancial", añadió la misma fuente.

Según los medios italianos son muchos los edificios desplomados en esta ciudad, pero en los municipios cercanos podrían ser muchos más.

La catedral de la localidad sufrió daños y la cúpula de la iglesia de la Alma Santa, situada en el centro histórico, se derrumbó completamente.

Un instituto religioso llamado la Casa del Estudiante se derrumbó parcialmente y las religiosas del centro salieron a la calle a prestar ayuda a las personas atemorizadas por el terremoto.

Alrededor de 15.000 usuarios quedaron sin electricidad en los Abruzos, según precisó la empresa Enel al departamento de Protección civil y la carretera entre Roma y L'Aquila ha sido cortada por las autoridades.

Los medios italianos informaron de que con anterioridad al terremoto se produjeron movimientos sísmicos más débiles en la misma zona, al noreste de la capital italiana y cerca también de la ciudad de Pescara.