El presidente italiano visitó las zona afectadas por el terremoto

  • L'Aquila/Roma, 9 abr (EFE).- El presidente de la República italiana, Giorgio Napolitano, visitó hoy las zonas afectadas por el terremoto que azotó el pasado lunes el centro de Italia, donde expresó su agradecimiento a la tarea que están desarrollando los equipos de rescate.

El centro de Italia sufre una nueva réplica sísmica de 5,3 grados de magnitud

El centro de Italia sufre una nueva réplica sísmica de 5,3 grados de magnitud

Las víctimas mortales ascienden a 278 en Italia y se producen nuevas réplicas

Las víctimas mortales ascienden a 278 en Italia y se producen nuevas réplicas

L'Aquila/Roma, 9 abr (EFE).- El presidente de la República italiana, Giorgio Napolitano, visitó hoy las zonas afectadas por el terremoto que azotó el pasado lunes el centro de Italia, donde expresó su agradecimiento a la tarea que están desarrollando los equipos de rescate.

"Estoy aquí por deber, por sentimiento y para agradeceros todo lo que estáis haciendo", dijo Napolitano a los equipos de rescate que, por cuarto día consecutivo, intentan buscar supervivientes entre los escombros.

"Esto es un esfuerzo de eficiencia y de generosidad extraordinaria en el ámbito de las organizaciones del Estado y de la movilización de los ciudadanos", destacó Napolitano, que paseó por las calles de L'Aquila resguardando su cabeza con un casco.

El presidente italiano visitó también la localidad de Onna, totalmente devastada por el seísmo de 5,8 grados en la escala de Richter del pasado lunes, en una jornada en la que, según fuentes oficiales, las víctimas son ya 279, de las que aún quedan sin identificar dos cuerpos, y el número de heridos supera los 1.600.

En Onna un anciano le ha dicho: "Presidente no os olvidéis de nosotros, no nos olviden".

Napolitano departió durante cerca de una hora en el centro de coordinación de la Protección Civil en la escuela de la Guardia de Finanzas de L'Aquila, donde se ha establecido el depósito de cadáveres de la tragedia.

Durante su visita a la capital de Los Abruzos, el presidente de la República se mostró algo molesto por la presencia de los fotógrafos, que en algún momento llegaron a obstaculizar su paseo de reconocimiento por los desperfectos que ha provocado los continuos temblores de tierra en la ciudad.

"No he venido aquí para que me fotografiéis, echaros a un lado, no molestéis", dijo el jefe de Estado a los reporteros gráficos.

Napolitano tuvo tiempo de pararse ante los escombros de la que antes era la Casa del Estudiante, donde la madrugada pasada fueron rescatados dos cuerpos de jóvenes estudiantes, uno de ellos padre de una niña de siete meses.

El Presidente se ha interesado por los trabajos de los bomberos que continúan los trabajos de desescombro del Colegio Mayor.

Poco después, ofreció una rueda de prensa en la que dijo que "todo lo que se está haciendo debe satisfacer y enorgullecer al país".