Marie Lehn aboga por "la educación" para que la gente "no tema" a los avances científicos

Ofrecerá una conferencia en Santiago esta tarde sobre la "continuidad" entre "la materia viva y la no viva"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 28 (EUROPA PRESS)

El Premio Nóbel de Química Jean-Marie Lehn abogó hoy por fomentar la educación como elemento "más importante" para que la población "no tema" a los avances científicos tales como la investigación de las células madre a causa de, explicó, "presiones religiosas y sociales".

Así lo explicó hoy el Nóbel en un encuentro mantenido con los medios previo a la conferencia que ofrecerá esta tarde en Santiago dentro del programa ConCiencia, organizado por la Universidade de Santiago de Compostela, y en la que hablará sobre las relaciones entre la materia inerte y la vida.

En su encuentro con los periodistas, Lehn consideró un tema "importante" decidir "que va a hacerse con los conocimientos" que se adquieren gracias a la investigación científica, algo que calificó de "difícil" dado que "una parte de la población tiene miedo de la ciencia".

En esta línea, el químico atribuyó este "miedo" a "presiones religiosas y sociales" que "abogan por que la vida no se debe tocar tal y como está". "Nosotros somos un paso más en la vida y estamos en condiciones en este momento de alterarla" como "arma terapéutica para el futuro", sentenció.

En contraposición, defendió la educación como "lo más importante" para luchar contra este miedo, "ya no solo en la Universidad, si no desde las escuelas primarias", ya que, aseguró, "la gente formada puede opinar sin el yugo del dogmatismo y sin miedo".

Como ejemplos, Lehn puso la experimentación con células madre y la modificación genética, a las que la población "teme", pero que consideró que serán "cada vez más aceptadas desde el punto de vista terapéutico".

MATERIA VIVA Y NO VIVA

En su conferencia de esta tarde, a las 20.00 horas en el Hostal dos Reis Católicos, Jean-Marie Lehn hablará sobre las relaciones de "continuidad" entre "la materia viva y la no viva", y sobre los "pasos que hay" entre lo vivo y lo inerte.

Asimismo, tratará cuestiones relativas al "paso de lo no pensante a lo pensante", algo que calificó de "muy complicado", y de los "diferentes niveles" entre estos dos extremos.

Entre las estructuras entre la vida y la no vida, apuntó Lehn, están, por ejemplo, los virus, de los que aseguró que "por si solos no son un ser vivo", pero "cuando se introducen en una célula, la emplean para realizar sus funciones y se convierten en un ser vivo".

En cuanto al pensamiento, indicó que "el cerebro es una fantástica máquina" y aclaró que la comunidad científica está en estos momentos "en la fase de saber como funciona", algo que es "cada vez más y más complejo".

Además, pretende con sus intervenciones "concienciar a la gente de que en el desarrollo del universo la humanidad es solo un punto en el camino" y de que "es muy arrogante" pensar "que es el culmen". "El desarrollo del universo seguirá después de nosotros", zanjó.

FILOSOFÍA

Jean-Marie Lehn se interesó en sus primeros años como estudiante por la filosofía, especialmente por la relativa al pensamiento, sin embargo, pronto cambió de rama, ya que, aunque "la filosofía puede hacer cosas muy importantes, no puede probarlas".

Así, en el principio de su carrera como científico se dedicó a averiguar "como podía contribuir a explicar como funciona el sistema de pensamiento", un proceso "complicado" que se basa "en algo tan sencillo en su base" como la interacción de iones de sodio y de potasio.

Finalmente, Lehn consideró que la química es "una ciencia de la información". "Las moléculas tienen información y se reconocen unas a otras", explicó, al tiempo que aseguró que el trabajo científico es "totalmente internacional".