Los herederos de Grosz reclaman obras a cuatro museos

  • Berlín, 22 mar (EFE).- Los herederos del pintor alemán George Grosz (1893-1959), representante del movimiento de la "nueva objetividad", reclaman obras a cuatro museos de tres continentes que fueron robadas durante el nazismo.

Berlín, 22 mar (EFE).- Los herederos del pintor alemán George Grosz (1893-1959), representante del movimiento de la "nueva objetividad", reclaman obras a cuatro museos de tres continentes que fueron robadas durante el nazismo.

El semanario "Der Spiegel" revela en su próxima edición que los herederos de Grosz, que fue perseguido por el nazismo por pertenecer a quienes representaban el llamado "arte degenerado", desean recuperar las obras para crear en Berlín un museo dedicado exclusivamente al artista.

Ralph Jentsch, administrador de la herencia, pretende "reparar la injusticia" que los nazis cometieron con pintor, que emigró a Nueva York en 1933 tras la llegada al poder de Adolf Hitler.

"Le condujeron a la desgracia", afirma en sus declaraciones al semanario Jentsch, quien desde hace 20 años investiga el paradero de las obras desaparecidas del expresionista y dadaista alemán.

Durante sus investigaciones ha comprobado que una gran parte de la obra fue confiscada por los nazis a galeristas judíos y vendida por todo el mundo a través de Amsterdam.

Sus herederos, entre ellos su hijo Marty Grosz, reclaman por ello de museos en Bremen, Nueva York, Viena y Tokio valiosos cuadros del artista fallecido en Berlín en 1959.

Sin embargo y mientras un coleccionista privado ya ha entregado a la familia un cuadro de los que fueron robados por los nazis, los museos se niegan a reconocer el derecho de reclamación de la familia.