El 65% de los pacientes con vejiga hiperactiva recurre a los absorbentes, según expertos

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

El 65 por ciento de los pacientes con vejiga hiperactiva aún utiliza compresas o pañales como método para sobrellevar las consecuencias de su patología, según afirmaron los expertos que participan en la jornada 'Más allá de la vejiga hiperactiva', celebrada en Barcelona.

Los datos de la Asociación Nacional de Ostomizados e Incontinentes (ANOI) reflejan que de los dos millones de españoles con vejiga hiperactiva, tan sólo 7.000 están siendo tratados en la actualidad. Algo que, según afirmó la presidenta de la entidad, Carmen Chacel, "supone que más de 1.300.000 personas siguen utilizando absorbentes, como pañales e incluso compresas de tela, como método paliativo".

Además, apuntó que estos métodos paliativos no sólo son inefectivos ante los síntomas de la vejiga hiperactiva, sino que pueden provocar otras molestias añadidas a las propias de la enfermedad. En este sentido, la presidenta de la ANOI afirmó que, "debido al uso continuado de absorbentes, los pacientes de vejiga hiperactiva sufren escaras, irritaciones, malos olores, aislamiento social y depresiones".

Por su parte, el urólogo del Institut Clínic de Nefrología y Urología del Hospital Clínic de Barcelona, el doctor Agustín Franco, señaló que "los absorbentes no son tratamientos contra la incontinencia. "Hacen que el paciente pueda disimular su incontinencia, pero éste sigue siendo incontinente del pañal para adentro", dijo.

Según explicaron los expertos, la principal causa de este rechazo a acudir al médico se debe a que la mayoría de los pacientes no considera que sus pérdidas de orina sean una enfermedad, sino que lo consideran como un problema humillante, signo de vejez y, al no asumir los síntomas de incontinencia, urgencia y frecuencia miccional como una patología crónica y no acudir a un profesional sanitario, los pacientes con vejiga hiperactiva desconocen la existencia de tratamientos farmacológicos eficaces que pueden ayudarles a mejorar su calidad de vida y acaban recurriendo a los absorbentes.

Entre los tratamientos farmacológicos que han demostrado una buena eficacia en el tratamiento de los pacientes con vejiga hiperactiva destaca fesoterodina, comercializado por Pfizer como 'Toviaz', un medicamento de reciente aparición en nuestro país con un perfil farmacocinético único y unos buenos resultados de eficacia.

El doctor franco apuntó que "hay muchas expectativas puestas en fesoterodina, dado su perfil de tolerancia y la efectividad demostrada en los primeros estudios. Fesoterodina tiene un perfil farmacológico algo diferente, ya que al activarse dentro del organismo parece ocasionar un menor estreñimiento, ya que no tiene acción sobre el intestino", concluyó este experto.