El presidente de Kosovo pide a la ONU que ponga fin a la misión

PRISTINA (Reuters) - Kosovo ha pedido a las Naciones Unidas que pongan fin a su misión en el país ya que su presencia es innecesaria un año después de su independencia de Serbia, dijo el miércoles el presidente, Fatmir Sejdiu.

Oficialmente, las Naciones Unidas continúan encargándose de Kosovo según una resolución del Consejo de Seguridad de 1999.

"Durante estos 10 años, las instituciones de Kosovo y la UNMIK (misión de la ONU) han logrado buenos resultados a la hora de reconstruir el país", dijo Sejdiu tras una reunión con el gobernador de la ONU Lamberto Zannier. "No obstante, creemos que es hora de cerrar esta misión con éxito".

La resolución del Consejo de Seguridad se produjo tras el bombardeo de la OTAN en Serbia para poner fin a la guerra de 1998-1999 entre las fuerzas serbias y las guerrillas albanokosovares.

Los albaneses constituyen un 90 por ciento de la población de Kosovo y la mayoría considera la presencia de la ONU un obstáculo para la ampliación de su reconocimiento internacional.

Kosovo declaró la independencia en 2008 y está reconocido por 58 países, incluidos Estados Unidos y la mayoría de los estados miembros de la UE. España no está entre ellos.

Serbia y su aliado Rusia, que tiene poder de veto permanente en el Consejo de Seguridad, han dicho que nunca reconocerán un Kosovo independiente.

Zannier dijo que comunicará la petición de Sejdiu en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York.

La última república de Europa está patrullada por unos 15.000 soldados de la OTAN, más de 2.000 policías de la Unión Europea y una misión de Justicia.

Belgrado y los 120.000 serbios que viven en Kosovo se han negado a cooperar con el Gobierno dirigido por albaneses en Pristina y reconocen a las Naciones Unidas como único organismo legal.

Las Naciones Unidas ha reducido su personal en el último año pero quiere mantener une pequeña presencia sobre todo en el norte, donde hay mayor presencia serbia.