La Asamblea Regional incluye la petición de medidas a favor del empleo juvenil en su dictamen para luchar contra el paro

CARTAGENA (MURCIA), 22 (EUROPA PRESS)

La Asamblea Regional aprobó hoy, en pleno, un dictamen que será remitido al Gobierno regional para su cumplimiento en el que, entre otras medidas para atajar el paro, se incluyen la creación de una línea de ayudas para parados de larga duración con cargas familiares, a propuesta del PP, y se adicionan, tras un acuerdo, la creación de un plan de empleo juvenil, la creación de redes sociales de empleo y el aumento de la transferencia de fondos a los ayuntamientos para la creación de puestos de trabajo, a propuesta del PSOE.

El acuerdo, trocó en voto favorable el de abstención que inicialmente proclamó el PSOE en el seno de la comisión parlamentaria de Empleo, cuyos trabajos han durado siete meses, con diez sesiones y siete comparecencias.

Entre las 21 medidas del dictamen que recibió hoy el visto bueno del PP e IU, se encuentra también la petición de la reforma del régimen especial agrario para favorecer a los trabajadores que se encuentran inscritos en él.

El diputado del PP, Amador López, aseguró que el texto de resolución intenta abordar todas las realidades creadas por el desempleo para darles cobertura.

Desde el PSOE, Mariano García mostró cierto desaliento por lo que consideró una falta de ambición y de concreción en determinadas medidas.

Por su parte, el portavoz de IU, José Antonio Pujante manifestó su impresión de que sólo con medidas de carácter estructural se podrá invertir la situación, aunque las acordadas en el plan contribuirán, siquiera de forma modesta, a que los efectos de la crisis sean lo menor posible.

NUEVA LEY AMBIENTAL

Por otra parte, la Asamblea Regional dio el visto bueno inicial, a la espera de las enmiendas parciales, a una Ley de Medio Ambiente que "por el listón muy alto en la protección de la naturaleza, estructura de forma coherente todo lo recogido en la ley estatal y en al directiva europea y supera a la norma del estado al someter a evaluación ambiental proyectos que quedan fuera de ella".

Carreño aseguró que "se someterá a ese control desde los campos de golf, hasta las desaladoras y desalinizadoras, a partir de una determinada producción, las instalaciones de placas solares, por encima de los 20 MW, los campos de golf, las urbanizaciones, los complejos hoteleros y las zonas industriales".

Según Carreño, "este norma marca el punto de madurez política en la protección ambiental" y lo hace "contando con más de 200 aportaciones, por parte de 30 organizaciones".

Entre las ventajas de la nueva ley, Carreño subrayó que "el plazo para la obtención de autorizaciones ambientales para una actividad empresarial pasará, en los casos habituales, de un máximo de dos años, a un máximo de seis meses".

También se eliminará la evaluación impacto ambiental de los embalses de una capacidad inferior a los 200.000 metros cúbicos, "con el consiguiente beneficio para el sector agrícola, según Carreño

Desde la oposición, IU solicitó la devolución del texto para que sea el Gobierno regional el que, una vez completamente modificada, la presente como proyecto de ley. El PSOE mantuvo su oposición a la exclusión del control ambiental estratégico en los planes parciales de superficie inferior a cien hectáreas.