LM al próximo trasvase desde el Tajo

MURCIA, 22 (EUROPA PRESS)

El consejero de Agricultura y Agua de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, Antonio Cerdá, calificó hoy de "berrinche" el anuncio del Gobierno de Castilla-La Mancha de que estudia interponer un recurso ante el nuevo trasvase aprobado ayer por la Comisión Central de Explotación del Acueducto Tajo-Segura.

Cerdá, quien hizo estas declaraciones tras la inauguración del Taller de la Naturaleza de El Valle, afirmó que "esta decisión no es nueva", tras lo que subrayó que "una vez más, el Gobierno del socialista José María Barreda recurre al pataleo para desviar la atención y presionar al Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero en plena tramitación del Estatuto de Castilla-La Mancha, que pretende acabar con el trasvase Tajo-Segura".

Para el consejero de Agricultura y Agua, el anuncio realizado por el Gobierno castellano-manchego "demuestra una actitud desesperada y constituye un nuevo intento para confundir a la opinión pública sobre el uso del agua en la Región de Murcia".

Según Cerdá, "parece ser que Castilla-La Mancha no tiene otras necesidades, sino recurrir los caudales que vienen para riego, lo que indica además la poca visión de Estado que tienen algunos políticos".

Por ello, consideró "justo y razonable" el envío autorizado para el próximo trimestre, y aseguró que si va aumentando el volumen de los embalses de cabecera "tendrán que ser muchos más los caudales que lleguen para poder afrontar el verano".

Al hilo, recordó que "la Ley reconoce 600 hectómetros cúbicos anuales para la cuenca del Segura desde el Tajo, por lo que la propuesta de la Comisión de Explotación, basada en criterios técnicos, es inapelable, le pese a quien le pese".

Igualmente, indicó que la derivación de 60 hectómetros cúbicos para la agricultura murciana, "aunque es una cantidad inferior a las demandas de nuestros regantes, supone un cambio de tendencia, después de cuatro años marcados por los trasvases cero para nuestro campo".

"El Tajo-Segura es intocable para el Gobierno de Murcia", remarcó Cerdá, que defendió que "todos los trasvases aprobados respetan escrupulosamente la Ley, puesto que la cantidad mínima de agua en los embalses de cabecera se ha garantizado en todo momento, y prueba de ello es que el Gobierno de Castilla-La Mancha ha fracasado en todos los recursos que ha interpuesto ante el Tribunal Supremo desde 2005 contra trasvases a la cuenca del Segura".

NIVELES DE BORO EN LAS PALMAS

Por otra parte, Cerdá insistió en que "la desalación es un fracaso", en referencia al "exceso" de boro detectado en Las Palmas en el agua procedente de la desalinización.

El consejero murciano indicó que las membranas utilizadas en las plantas desalinizadoras "no pueden impedir la presencia de este elemento en el agua", y explicó que para eliminarlo "habría que multiplicar el precio del agua por cuatro".

Por último, recordó que en Las Palmas "nunca se ha utilizado el agua desalada para beber ni para cocinar", tras lo que comentó que los filtros de las plantas "han quedado obsoletos, lo que ha incrementado la concentración de los niveles de boro, y ha obligado a las autoridades de salud pública a prohibir su uso para consumo humano".