La nave de carga Progress M-02M se acopló a la Estación Espacial Internacional

  • Moscú, 12 may (EFE).- La nave rusa Progress M-02M, que transporta a bordo dos toneladas y media de carga, se acopló hoy sin contratiempos a la Estación Espacial Internacional (EEI), según informó el Centro de Control de Vuelos Espaciales de Rusia (CCVE).

La nave de carga Progress M-02M se acopló a la Estación Espacial Internacional

La nave de carga Progress M-02M se acopló a la Estación Espacial Internacional

Moscú, 12 may (EFE).- La nave rusa Progress M-02M, que transporta a bordo dos toneladas y media de carga, se acopló hoy sin contratiempos a la Estación Espacial Internacional (EEI), según informó el Centro de Control de Vuelos Espaciales de Rusia (CCVE).

"Todos los sistemas de la nave funcionaron con normalidad. El acoplamiento se realizó el régimen automático", dijo un portavoz del CCVE a la agencia Interfax.

La carga útil transportada por el carguero incluye una escafandra "Orlán-MK", que será la tercera a bordo de la EEI, así como reservas de combustible, agua y oxígeno, comida, frutas y verduras frescas, equipamiento médico y científico y regalos para los tripulantes.

En estos momentos en la estación orbital se encuentra la expedición número 19, integrada por el ruso Guennadi Padalka, así como su colega de la NASA Michael Barratt y el astronauta nipón Koichi Wakata.

Sin embargo, el CCVE precisó que los astronautas se acostarán hoy sin abrir los ansiados paquetes con los regalos, pues la descarga de la nave está prevista para el miércoles.

El carguero, lanzado el pasado día 7 desde el cosmódromo de Baikonur, voló rumbo a la plataforma orbital cinco días en vez de los habituales dos, con el fin de realizar una serie de ensayos de vuelo y pruebas de sus sistemas.

La Progress M-02M es la segunda nave de la nueva serie de cargueros, que se diferencia de los anteriores principalmente por sus sistemas de mando digitales

Los sistemas de la anterior Progress M-01M registraron algunos fallos durante los cuatro días de vuelo y el acoplamiento a la EEI, por lo que su enganche no se pudo hacer de forma automática, sino en régimen manual desde la plataforma orbital.

Por otra parte, la Progress M-66, que permanecía acoplada a la EEI desde el pasado 13 de febrero, fue desenganchada el pasado día 6 para funcionar durante dos semanas como laboratorio antes de ser hundida el próximo lunes 18 de mayo en el océano Pacífico.