Un escáner 3D permite la identificación de restos basada en la superposición de imágenes

  • Granada, 23 abr (EFE).- La utilización de un escáner en tres dimensiones permite el desarrollo de una técnica válida para la identificación de restos humanos basada en la superposición de imágenes gracias a la comparación de "miles de puntos" tomados como referencia entre el hueso y la fotografía.

Un escáner 3D permite la identificación de restos basada en la superposición de imágenes

Un escáner 3D permite la identificación de restos basada en la superposición de imágenes

Granada, 23 abr (EFE).- La utilización de un escáner en tres dimensiones permite el desarrollo de una técnica válida para la identificación de restos humanos basada en la superposición de imágenes gracias a la comparación de "miles de puntos" tomados como referencia entre el hueso y la fotografía.

Este método, desarrollado por el Laboratorio de Antropología Física de la Universidad de Granada (UGR), permite resolver desapariciones con una fiabilidad "alta" y ya se ha utilizado en algún caso real.

Según ha explicado la profesora de este laboratorio Inmaculada Alemán, que hoy ofrece una conferencia sobre identificación mediante análisis de imágenes y las técnicas 3D en el V Curso Avanzado de Antropología Forense que se celebra en Granada, este proceso consiste en escanear el cráneo en 3D a escala real para cotejarlo con las fotografías de la persona desaparecida.

El proceso comienza tras el establecimiento de "miles de puntos" entre el hueso y las imágenes que se comparan para conocer si existe una coincidencia entre ambas, aunque es recomendable hacer el cotejo con varias fotografías para conseguir una mayor fiabilidad de la técnica.

Aunque la técnica de superposición de imágenes existía desde hace tiempo, el empleo de las nuevas tecnologías como el método 3D aporta más fiabilidad y rapidez al proceso, al facilitar un trabajo para el que antes era necesario tener conocimientos de óptica o fotografía.

"Todo esto se puede hacer ahora con un clic", ha asegurado Alemán, quien también ha destacado la posibilidad de poder manejar la información archivada gracias al escáner después de que los restos hayan sido devueltos a sus familiares, mientras que antes sólo se podían estudiar cuando estaban en posesión física del investigador.

Además, la universidad granadina lidera la investigación de un programa informático que permitirá el desarrollo de esta técnica de una forma automática, de manera que cualquier persona pueda utilizarla sin necesidad de contar con una formación amplia en antropología.

Este método, que se desarrolla con la colaboración de el Centro Tecnológico de Mieres, en Asturias, desde hace tres años supone un paso más en el campo de la identificación en 3D, ya que hasta la fecha no existe ningún software que ejecute este tipo de comparación de manera automática, ha señalado el director del curso y responsable del laboratorio, el profesor Miguel Botella.

El Laboratorio de Antropología Física de la UGR cuenta con la mayor colección de restos óseos de España, con unos 2.500 individuos correspondientes a todas las épocas históricas, desde el Neolítico, las edades del Bronce o el Cobre, la época medieval, antigua y contemporánea.

Para Botella, la calidad de un servicio de antropología se basa en la cantidad de restos que almacene, ya que éstos permiten comparar y aportar mayor precisión en la identificación así como en la evolución humana "de lo que ha sucedido".