Un senador de Canadá presenta una enmienda para terminar con la caza de focas tras aportar imágenes de matanzas crueles

OTTAWA, 22 (EUROPA PRESS)

El senador canadiense Mac Harb presentó hoy por primera vez en la Cámara de ese país una enmienda con la que pretende acabar con la caza de focas en este país norteamericano después de que un grupo de observadores haya documentado casos que califican de "crueldad extrema" y que aparentemente violarían la Normativa de Mamíferos Marinos de Canadá.

La directora de Humane Society International (HSI) en Canadá, Rebeca Aldworth, aseguró que la "crueldad" que grabaron los observadores este año "demuestra que la matanza es tan cruel e inhumana como siempre". Así, relató que la organización filmó focas a las que se disparó repetidas veces en aguas abiertas, otras que eran cortadas mientras aún respondían al dolor, focas heridas a las que se dejó sufriendo en el hielo y focas heridas a las que se permitió huir por debajo del agua, donde seguramente morirán de forma "lenta y dolorosa". "Es hora de que el Gobierno de Canadá finalice con esta crueldad al readquirir las licencias de caza de focas", insistió.

En ese sentido, el senador Harb señaló que "a pesar de sus mejores esfuerzos" Canadá no puede regular su actividad comercial desarrollada en condiciones "tan peligrosas en un periodo de tiempo tan corto". Añadió que el estilo inicial de la caza comercial supone que ésta nunca tendrá un carácter humano y más aún teniendo en cuenta la realidad económica del coste de la caza y la falta de mercados para la piel de lujo de las focas, por lo que considera que éste negocio "nunca será beneficioso".

"He sido testigo con mis propios ojos de las condiciones peligrosas y de la estremecedora brutalidad de la caza. La mayor parte de los canadienses desean que la caza comercial de focas termine para siempre", relató el senador, según informa PR Newswire.

El precio de la piel de las focas ha caído este año hasta los 15 dólares canadienses por la falta de demanda, lo que supone un descenso del 86 por ciento desde 2006. El negocio de las focas supone menos del 0,5 por ciento del PIB de las regiones de Newfoundland y Labrador y menos del 2 por ciento del valor terrestre de la pesca en Newfouland. Así, los cazadores de focas ganan menos de un 5 por ciento de sus ingresos anuales con esta actividad.

Humane Society Internacional/Canadá es una organización de protección de los animales que cuenta con decenas de miles de miembros en todo el país y dispone de programas para animales de compañía, la preservación de los mamíferos marinos y el bienestar de los animales de granja.