Edurne Pasaban repone fuerzas en el Campo 3, tras un descenso "extenuante"

  • San Sebastián, 19 may (EFE).- La alpinista guipuzcoana Edurne Pasaban, que ayer logró hollar la cima del Kangchenjunga, su duodécimo "ochomil", se encuentra descansando y reponiendo fuerzas en el Campo 3, a 7.200 metros de altitud, después de un largo y "extenuante" descenso desde el Campo 4.

Edurne Pasaban repone fuerzas en el Campo 3, tras un descenso "extenuante"

Edurne Pasaban repone fuerzas en el Campo 3, tras un descenso "extenuante"

San Sebastián, 19 may (EFE).- La alpinista guipuzcoana Edurne Pasaban, que ayer logró hollar la cima del Kangchenjunga, su duodécimo "ochomil", se encuentra descansando y reponiendo fuerzas en el Campo 3, a 7.200 metros de altitud, después de un largo y "extenuante" descenso desde el Campo 4.

Según informa la página web del programa "Al filo de lo imposible", de TVE, la alpinista guipuzcoana descansa ahora junto con Alex Chicón y dos sherpas en una tienda del Campo 3, donde ha podido comer y beber para recuperar las fuerzas, ya que ha llegado muy cansada.

El resto de los miembros de la expedición, Ferrán Latorre, Juanito Oiarzabal y Asier Izagirre, han decidido continuar el descenso hacia el Campo 2 y una vez que lleguen allí estudiarán si continúan bajando o pernoctarán hoy en ese campamento.

Además, en el Campo 3, en el que se encuentra Pasaban, los montañeros esperaban encontrar algunas botellas de oxígeno de una expedición coreana, que sin embargo no estaban allí, por lo que un alpinista español de otro grupo, Oscar Rivas, está subiendo al punto en el que se encuentra la guipuzcoana con varias bombonas, que se utilizarán únicamente si se considera necesario.

Edurne Pasaban ha logrado su duodécima ascensión a un "ochomil" en una expedición repleta de dificultades, ya que la propia ascensión a la cima desde el Campo 4 (7.800), un desnivel de unos 700 metros, se alargó entre 14 y 16 horas, por lo que los montañeros tuvieron que afrontar parte del descenso una vez caída la noche.

Con esta cima, Pasaban logra ser la primera mujer de la historia en subir 12 "ochomiles" y continúa en su carrera en convertirse en la primera en hollar las 14 cumbres más altas del planeta, para lo que deberá afrontar este otoño y el próximo año las subidas al Shisha Pangma y al Annapurna.