Horford, Scola y Nené serán decisivos para Hawks, Rockets y Nuggets

  • Houston (EEUU), 18 abr (EFE).- Este año la fase final de la NBA se ha quedado sin el jugador más definidor que hay en el baloncesto profesional, el escolta argentino Manu Ginóbili, lesionado, pero habrá otros siete latinoamericanos que junto con tres españoles serán decisivos para sus respectivos equipos.

Horford, Scola y Nené serán decisivos para Hawks, Rockets y Nuggets

Horford, Scola y Nené serán decisivos para Hawks, Rockets y Nuggets

Houston (EEUU), 18 abr (EFE).- Este año la fase final de la NBA se ha quedado sin el jugador más definidor que hay en el baloncesto profesional, el escolta argentino Manu Ginóbili, lesionado, pero habrá otros siete latinoamericanos que junto con tres españoles serán decisivos para sus respectivos equipos.

Especialmente en el caso del pívot dominicano Al Horford, de los Hawks de Atlanta; el alero argentino Luis Scola, de los Rockets de Houston y el ala-pívot brasileño Nené Hilario, de los Nuggets de Denver.

Los tres han sido decisivos para que sus respectivos equipos hayan podido clasificar a la fase final después de jugar como titulares indiscutibles.

Horford, que la pasada temporada ya reivindicó por méritos propios el premio de Novato del Año, que luego se lo dieron sólo al escolta Brandon Roy, de los Trail Blazers de Portland, se ha convertido en el jugador clave de la defensa de los Hawks.

Su trabajo ha permitido a los Hawks llegar a la fase final como cuartos clasificados de la Conferencia Este para enfrentarse a los Heat de Miami con la ventaja de campo.

"Nuestro objetivo al comienzo de temporada era precisamente llegar a la fase final y hacerlo además en el cuarto puesto", declaró a EFE Horford. "Ahora tendremos que dar un paso más y llegar a las semifinales si superamos a los Heat de Miami".

Horford durante la temporada regular logro promedios de 11,5 puntos y 9,3 rebotes, el mejor del equipo en ese apartado.

Scola, también en su segundo año como profesional, ha dado un salto cuantitativo y cualitativo en su rendimiento con los Rockets, para ser el titular indiscutible y jugador clave en el esquema defensivo del entrenador Rick Adelman.

Con Scola los Rockets también recuperaron su condición de equipo respetado en el juego bajo los aros y la base por lesión del escolta Tracy McGrady, ha hecho que la aportación del alero argentino en el ataque también ayudase lo suyo al equipo tejano.

A pesar que al final los Rockets quedaron quintos en la Conferencia Oeste, tuvieron en sus manos la posibilidad de ser segundos y campeones de la División Suroeste, algo que lo impidió un triple milagroso de Michael Finley, de los Spurs de San Antonio, y un fallo de personal de James Posey, de los Hornets de Nueva Orleans.

La misma proyección y valor tiene Hilario con los triunfales Nuggets, que vieron como la confianza que el entrenador George Karl puso en el jugador brasileño para convertirlo en el nuevo pívot titular del equipo tras la marcha de Marcus Camby a Los Ángeles Clippers les premio con un profesional excepcional.

Hilario, que además llegó a la competición después de haber superado la operación de un tumor maligno en un testículo, se consagro como un jugador completo e imprescindible en los triunfos de los Nuggets, que tendrán que superar en la primera ronda a los Hornets.

Junto a Horford, Scola e Hilario, también estarán en la fase final, los argentino Fabricio Oberto, el compañero de Ginóbili con los Spurs, y su compatriota Walter Herrmann, que juega con los Pistons de Detroit, rivales de los Cavaliers de Cleveland, donde estará el brasileño Anderson Varejao.

El ala-pívot brasileño ha encajado a la perfección en el esquema de juego que el entrenador Mike Brown ha diseñado entorno a la figura de LeBron James y su aportación al equipos es muy valiosa en cada partido, más ahora que tienen la baja del hombre alto Ben Wallace.

Mientras que el base puertorriqueño José Juan Barea ha ido de menos a más bajo la dirección del entrenador Rick Carlisle y su aportación a los Mavericks de Dallas en la segunda mitad de la liga ha sido muy válida, de hecho se ha convertido junto con otro base Jason Terry, en jugadores claves del banquillo.

La presencia de tres argentinos, dos brasileños, un dominicano y un puertorriqueño junto con Pau Gasol, de Los Ángeles Lakers; Rudy Fernández y Sergio Rodríguez, que estarán con los Trail Blazers de Portland, garantizan, a pesar de la ausencia de Ginóbili, la mayor representación latinoamericana y española que se ha dado en la fase final de la NBA.