Alonso, contento con el coche pero avisa: "No es ni mucho menos suficiente"

  • Sakhir (Bahrein), 25 abr (EFE).- El piloto español Fernando Alonso (Renault R29) se ha mostrado satisfecho con la actuación de su vehículo en las series de entrenamientos oficiales del GP de Bahrein, pero ha pedido más, porque entiende que no es suficiente el trabajo que ha hecho su escudería con el monoplaza.

Alonso prevé problemas para la carrera de mañana con los neumáticos

Alonso prevé problemas para la carrera de mañana con los neumáticos

Sakhir (Bahrein), 25 abr (EFE).- El piloto español Fernando Alonso (Renault R29) se ha mostrado satisfecho con la actuación de su vehículo en las series de entrenamientos oficiales del GP de Bahrein, pero ha pedido más, porque entiende que no es suficiente el trabajo que ha hecho su escudería con el monoplaza.

"Estamos contentos por ahora con el coche y con el nuevo difusor, pero sabemos que esto no es ni mucho menos suficiente para recuperar el terreno perdido", señaló el piloto, que puso la vista en los avances que está impulsado la competencia.

"McLaren tiene aquí el nuevo difusor y han trabajado en mejoras aerodinámicas. Y están ahí, luchando como nosotros para entrar en la Q3 y después uno está quinto (Hamilton) y yo estoy séptimo. Como ya dijimos, no sólo era poner el difusor y empezar a luchar por la 'pole' y ganar carreras. Es un paquete aerodinámico completo el que hay que poner. Nosotros hemos puesto la primera piedra igual que ha hecho McLaren y hará Ferrari en Barcelona. Pero sabemos que tenemos que trabajar más", apuntó.

Alonso cree que los desarrollos que se prevén para el Renault mejorarán y mucho las prestaciones de su vehículo. "Si podemos conseguir mejoras para rebajar unas tres o cuatro décimas nos pondremos al mejor nivel. Esto es lo que nos hace falta. Sabemos que nuestros rivales tienen preparadas también mejoras importantes. Hay que adelantarles también en esa carrera fuera del circuito", destacó.

De su séptima posición en la parrilla de salida, el piloto asturiano explicó la estrategia que siguió: "En la Q1 queríamos dejar un juego de neumáticos para la Q3, por lo tanto salí con duros y luego con blandos y eso siempre es un riesgo porque con los duros la vuelta no suele servir para estar en la Q2".

"En la primera vuelta tuve un pelín de tráfico. Tuve que jugármelo en la segunda vuelta y la cosa se iba poniendo cada vez más negra. Al cruzar la meta pasamos por los pelos (14) y eso fue lo más difícil de la crono. A partir de ahí, en la Q2 y Q3 todo fue más sencillo", añadió.

De las expectativas para la carrera, dijo que mantiene las mismas que antes de arrancar el GP de Bahrein. "De momento, saliendo séptimos, partimos con dos puntos si acabásemos así. Son bienvenidos, pero lógicamente queremos más. Si podemos acabar entre los seis primeros, mejor. Pero también somos conscientes que tenemos seis coches delante que son más rápidos que nosotros", reconoció.

"Lo demostraron en el Q1, en la Q2 y en la Q3. No hay que esperar milagros mañana. Adelantar a los coches que salen por delante depende exclusivamente de que se retiren, haya algo extraño o que tengan algún problema. En carrera normal, irán más rápidos que nosotros", razonó.

Alonso cree que en la carrera de mañana la arena del desierto que rodea al circuito y que ensucia el asfalto ocasionará algún problema, como salidas de pista. "Aquí en Bahrein siempre hay momentos curiosos con bastante arena en la pista; se ven salidas y errores. Tampoco es una carrera normal, normal. Pero después de las tres carreras que llevamos, seguramente que parecerá normal ésta", aseguró

Acerca del KERS, el asunto tabú para Alonso en este inicio de campeonato, el campeón español señaló, sin declarar abiertamente que lo lleva instalado en el coche, que quien lo utilice tendrá opciones de adelantar en el arranque de la carrera.

"El que active el KERS tendrá ventajas en la salida, en adelantar, pero tendrá desventajas en las curvas, porque sabemos que el sistema resta un poco de competitividad y de agarre en las curvas, al llevar esos 40 kilos en el centro del coche. Ha pasado la crono y mañana en carrera se verá a quién le funciona y a quién no", dijo.