Holanda.- ING abandonará la próxima temporada el patrocinio del equipo Renault y de la Fórmula 1

AMSTERDAM, 16 (EUROPA PRESS) El grupo bancario holandés ING dejará de patrocinar al equipo Renault de Fórmula 1, que cuenta en sus filas con el piloto español Fernando Alonso, así como las diversas actividades relacionadas con el campeonato mundial de pilotos de Fórmula 1 a partir de la próxima temporada en el marco del programa de reestructuración y ahorro de costes anunciado por la entidad, que tuvo que recibir respaldo del Gobierno el pasado año. El banco holandés, cuyo contrato con Renault expira esta temporada, ha patrocinado los dos últimos años a la escudería gala, dirigida por el italiano Flavio Briatore y que cuenta con Fernando Alonso como jefe de filas, al mismo tiempo que tenía una presencia muy activa como patrocinador de circuitos y diversos grandes premios de la temporada. En concreto, el banco es patrocinador oficial tanto del Gran Premio de Australia, que inaugura la temporada de F1, como de los de Bélgica, Hungría y Turquía. "A la vista del programa de reducción de costes recientemente anunciado, ING no renovará el contrato de patrocinio de tres años con el equipo Renault F1 y pondrá fin a su presencia en F1 después de la temporada 2009", explicó la institución financiera en un comunicado. La participación de ING en el mundial de Fórmula 1 representó el primer proyecto global de patrocinio de la entidad dirigido a incrementar la presencia de su marca, particularmente en los principales mercados de crecimiento del banco. Durante los dos años anteriores, ING señaló que ha completado con éxito los objetivos establecidos para el patrocinio de la F1 y valoró en un 16% el incremento de la percepción global de la marca de la entidad entre marzo de 2007 y noviembre de 2008. ING anunció el pasado 26 de enero que suprimirá un total de 7.000 empleos como consecuencia de un plan de reducción de gastos por importe de 1.000 millones de euros para el actual ejercicio. La entidad anunció que cerró 2008 con unas pérdidas netas aproximadas de 1.000 millones de euros.