Prueba de fuego para el KERS en el circuito preferido de Alonso

  • Sepang (Malasia), 1 abr (EFE).- El controvertido, carísimo y poco útil -la semana pasada en Australia- KERS (recuperador de energía cinética, pasará este fin de semana su prueba de fuego en el circuito de Sepang, uno de los preferidos por Fernando Alonso, escenario del Gran Premio de Malasia.

Alonso afirma que tienen que "hacer una buena sesión de clasificación" en Malasia

Alonso afirma que tienen que "hacer una buena sesión de clasificación" en Malasia

Sepang (Malasia), 1 abr (EFE).- El controvertido, carísimo y poco útil -la semana pasada en Australia- KERS (recuperador de energía cinética, pasará este fin de semana su prueba de fuego en el circuito de Sepang, uno de los preferidos por Fernando Alonso, escenario del Gran Premio de Malasia.

Si el dominio de los Brawn GP fue incontestable el pasado domingo con el británico Jenson Button y el brasileño Rubens Barrichello, el resto de las escuderías, sobre todo las que fracasaron estrepitosamente como Ferrari, se escudaron en las características del circuito de Albert Park, al que consideran atípico.

Después del potencial mostrado, que no fue todo, por los Brawn GP en Australia, vuelven a partir como favoritos en esta segunda prueba del mundial en la que los coches equipados con el KERS, que proporciona 80 caballos de potencia extra durante 6.6 segundos, se proponen recortar distancias.

Fernando Alonso, quinto en Australia, piensa que este circuito de Sepang, donde logró su primera pole y su primer podio en 2003, y ganó en dos ocasiones (2005 y 2007), el coche debe mejorar su comportamiento y no solo por el KERS.

Para el español es fundamental lograr en la sesión de clasificación un puesto en las tres primeras filas de la formación de salida, para poder aspirar al podio.

Brawn, Toyota, con el italiano Jarno Trulli y el alemán Timo Glock y los Williams del alemán Nico Rosberg y del japonés Kazuki Katayama, con sus difusores al límite del reglamento, deben estar de nuevo en las posiciones de punta. Sepang cuenta con muchas curvas rápidas y el superior apoyo que tienen estos coches es una gran ventaja.

Si el KERS se volviera a mostrar inoperante o poco efectivo -aquí podrían marcar la diferencia en la salida, ya que hasta la primera curva hay mucha mas distancia que en Australia-, los equipos que los utilizan, Renault, Ferrari, Mclaren y BMW, estos últimos en un solo coche, podrían replantearse el seguir utilizándolo el resto de la temporada.

Ferrari, con el brasileño Felipe Massa y el finlandés Kimi Raikkonen, debe enderezar el rumbo tras el fracaso estrepitoso de Australia, con sus dos coches retirados por avería mecánica, mientras que en McLaren-Mercedes, a pesar del podio del campeón del mundo Lewis Hamilton, esperan que esta carrera sea tremendamente dura para ellos y quizás no logren ni entrar en la tercera y definitiva parte de la sesión de clasificación.

Además del pobre rendimiento en algunos coches, a los pilotos les preocupa también la pobre visibilidad que pueda haber en el circuito el domingo, porque la salida ha sido retrasada como en Australia a las 17 horas locales y durante el último tercio de carrera puede haber poca luz.

Y todo se podía complicar con las tormentas que se anuncian para el fin de semana, sobre todo para el domingo, que pueden originar, con la negrura del cielo, que a la hora de la salida parezca ya noche cerrada, como ha ocurrido otros años después de que terminara el Gran Premio.

En caso de que la tormenta descargara durante la carrera podría darse el caso de que la mayor parte de la misma se realizara tras el coche seguridad y seguramente no se podrían completar las 56 vueltas a las que está programada esta segunda prueba del mundial de Fórmula Uno.

Javier García-Ochoa