Los Leones seleccionaron al mariscal Stafford como número uno

  • Nueva York (EE.UU.), 25 abr (EFE).- No hubo sorpresa y como se había pronosticado, el mariscal de campo Matthew Stafford, de la Universidad de Georgia, fue elegido con el número uno en el sorteo colegial de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL).

Los Leones seleccionaron al mariscal Stafford como número uno

Los Leones seleccionaron al mariscal Stafford como número uno

Nueva York (EE.UU.), 25 abr (EFE).- No hubo sorpresa y como se había pronosticado, el mariscal de campo Matthew Stafford, de la Universidad de Georgia, fue elegido con el número uno en el sorteo colegial de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL).

Otro mariscal de campo, Mark Sánchez, de origen mexicano, que se formó con los Trojans de la Universidad Sureste de California (USC), fue elegido con el número cinco por los Jets de Nueva York, derechos que les cedieron los Cafés de Cleveland.

Antes del sorteo, los Leones y Stafford ya habían llegado a un acuerdo para ser el número uno y firmar contrato de seis temporadas con 41,7 millones de dólares garantizados.

De acuerdo a varias fuentes periodísticas, entre ellas la cadena de televisión ESPN, Stafford podría llegar a ganar hasta 78 millones de dólares con su primer contrato como profesional, incluyendo los incentivos que hay también en el acuerdo.

El nuevo acuerdo supera los 41 millones de dólares garantizados que recibirá el tackle defensivo Albert Haynesworth de parte de los Pieles Rojas de Washington.

Los Leones han visto en Stafford al mariscal que necesitan para reconstruir al equipo que la pasada temporada no fue capaz de ganar un sólo partido.

El contrato ofrecido a Stafford es el más ambicioso jamás otorgado a una selección de sorteo universitario y supera el logrado por el tackle ofensivo Jake Long el año pasado con los Delfines de Miami, que recibió 57,55 millones de dólares por cinco temporadas.

También superó al que recibió el mariscal de campo Matt Ryan cuando firmó el año pasado con los Halcones de Atlanta por seis temporadas y 72 millones de dólares.

El contrato Stafford-Detroit aún debe ser confirmado por la NFL, pero no se cree que pueda haber ningún tipo de problema.

Para alcanzar la cifra máxima de 78 millones de dólares, Stafford tendría que ser selección de Pro Bowl cada temporada.

Stafford no será capaz de remediar todos los problemas asociados con una franquicia que ha sido lo suficientemente mala para colectar una marca de 31-97 desde el 2001, en lo que ha sido el peor periodo de 8 años de cualquier equipo de la NFL desde que los Cardenales de Chicago ganaran sólo 23 por ciento de sus juegos de 1936 a 1943.

Ocho de los últimos 11 jugadores que han sido elegidos como número uno en el sorteo universitario han sido mariscales de campo, pero la mitad no han podido cambiar la mala marcha de sus respectivos equipos.