Casi un millón de personas salen a las calles de Barcelona para celebrar el triplete

BARCELONA, 28 (EUROPAPRESS)

Cerca de un millón de personas salieron a la calle para celebrar con el equipo el triplete que consiguió ayer el FC Barcelona en una 'rua' que recorrió gran parte de la ciudad condal y que acabó en el Camp Nou donde se cerrará este día de fiesta barcelonista.

La 'rua' de los tricampeones empezó unos minutos después de las siete de la tarde en el puerto de Barcelona. Allí los jugadores han subido a un autobús descapotable ataviados con bufandas y banderas azulgranas y con una camiseta de color azul conmemorativa del triplete con un lema que decía 'Copa, Lliga y Champions'.

Desde allí, el autobús, con las tres copas que ha ganado esta temporada el Barcelona en su parte frontal, se dirigió a la plaza Colón donde cientos de personas los esperaban subidos en el monumento a varios metros de altura. La primera imagen espectacular de una 'rua' que ha hecho salir a la calle y cientos de miles de aficionados.

En su camino hacia Vía Layetana los jugadores seguían con la fiesta con Gerard Piqué como rey de la fiesta y gran animador. La cerveza y el cava también cogieron rápidamente un gran protagonismo con 'duchas' hacia los aficionados, periodistas, policía y a los propios jugadores que se enfrascaron en guerras de cerveza.

El autobús avanzó lentamente flanqueado por miles de seguidores eufóricos con el triplete y con sus ídolos. Unos seguidores que, desde la calle y desde los balcones, se dejaron la voz con los cánticos de campeones, con el himno del club y con el Viva la vida de Coldplay que se ha convertido en la canción estrella de esta temporada histórica.

Desde Vía Layetana la caravana barcelonista giró a la izquierda en Plaza Urquinaona para dirigirse a Plaza Catalunya donde el autobús se detuvo unos minutos cerca de la fuente de Canaletas, sitio en el que la afición azulgrana celebra todos sus títulos.

Con un retraso ya muy evidente la caravana siguió su camino entre dos riadas de gente, una a cada lado, por la calle Pelayo. Una vez en plaza Universidad el autobús torció a la derecha para subir por la calle Aribau hasta Córcega. A estas alturas ya se hacía la noche en Barcelona pero la fiesta no paró en ningún momento. Los jugadores, después de más de dos horas y media de 'rua', siguieron saltando y cantando si desfallecer.

Finalmente y con más de una hora de retraso la caravana de los tricampeones que había salido hacia las siete de la tarde del puerto de Barcelona, llegó aproximadamente hacia las diez y media de la noche al Camp Nou. Allí casi cien mil personas que llevan varias horas esperando a sus ídolos podrán celebrar el primer triplete de un equipo español.