El Barça va a Londres con el objetivo de marcar

El Barça va a Londres con el objetivo de marcar

El Barça va a Londres con el objetivo de marcar

LONDRES (Reuters) - La determinación del Chelsea de no seguir el juego del Barcelona en el Camp Nou le permitió mantener con vida sus esperanzas de seguir en la Liga de Campeones, y después de ver la impresionante demostración ofrecida el sábado por los catalanes en Madrid, no tienen incentivos para cambiar de táctica.

La cautela del Chelsea les valió un empate a cero con el que llegan al partido de vuelta de la semifinal, que se disputará este miércoles en Stamford Bridge.

Su estrategia también les ganó las críticas del técnico del Barça, Pep Guardiola, pero después de ver lo que pasó el sábado en el Bernabéu, donde el Barcelona humilló al Real Madrid por 6-2, el técnico del club inglés, Gus Hiddink, tiene todo el derecho a decir que su táctica dio en el blanco.

El equipo azulgrana se interpone entre el Chelsea y su segunda final consecutiva de la Champions entre equipos ingleses.

El Barcelona se esforzará por encontrar grietas en el escudo de acero azul del Chelsea, después de que los hombres de Hiddink repelieran todos los ataques iniciados por su espectacular gama de talentos, frustrando a la estrella de Lionel Messi.

La victoria da un billete para la final de Roma del 27 de mayo, en la que habrá al menos un equipo inglés por quinta temporada consecutiva.

¿FUEGO CON FUEGO?

Este fin de semana, Hiddink utilizó un sistema 4-4-2 en una entretenida victoria por 3-1 sobre el Fulham en la Premier League, emparejando a Nicolas Anelka y Didier Drogba en la delantera con un gran resultado.

Dado que el Barcelona no podrá contar con sus centrales Carles Puyol y Rafael Márquez, el holandés podría combatir el fuego con fuego, aunque es más probable que refuerce el medio campo y deje a Anelka en el banquillo.

"Si queremos jugar un poco por nosotros cuando no estamos totalmente concentrados, entonces cedemos ocasiones, como hicimos contra el Fulham, pero si lo hacemos a un nivel más alto, estaremos expuestos y seremos castigados", afirmó Hiddink.

El sábado, los catalanes arrasaron al Madrid, haciendo añicos a sus enemigos acérrimos y dando un paso más hacia el título de Liga.

"Vamos a Londres a ganar, a atacar y a clasificarnos para la final", dijo Guardiola.

La mayoría de los espectadores neutrales querría ver al Barcelona en la final, y un encuentro frente al Manchester United es una perspectiva de lo más atractiva.