La afición blaugrana impone su color a la del Manchester United

Los culés muestran banderas 'estelades' en reivindicación de la independencia catalana

ROMA, 27 (Del enviado especial de EUROPA PRESS Ferran Tuñón)

La afición del FC Barcelona se puso el traje de jugador 'número 12' y metió el primer gol del encuentro, antes incluso que el de Eto'o, porque consiguió imponerse a la del Manchester, como ya pasó en París con la del Arsenal, en una final en la que el apoyo es fundamental.

Con todo su córner lleno, mucho antes de que lo hicieron los aficionados 'reds', los blaugrana no cesaron en animar a los suyos siendo el punto máximo cuando los jugadores saltaron al terreno de juego para iniciar el calentamiento.

La hinchada culé esgrimió banderas y bufandas blaugrana, así como numerosas banderas 'estelades' en reivindicación de la independencia de Catalunya. Una de ellas, de gigantescas dimensiones, fue desplegada cada vez que la afición inglesa intentaba hacerse superior.

Por su parte, la 'penya Almogàvers', presente siempre en el gol sud del Camp Nou, desplegó sus habituales pancartas y enormes banderas, ondulándolas al viento, dando todavía más color a una grada catalana multicolor, pues a parte de las clásicas elásticas blaugrana había muchas 'amarillo chillón', la camiseta con la que se conquistó la 'Champions' de París.

Ya antes de empezar el partido, la grada barcelonista hizo un seguido de olas, que no fueron correspondidas por la afición inglesa, quedándose éstas a medias. Justo antes de la ceremonia de inauguración, la marea culé empezó a saltar e hizo vibrar un Stadio que, al fin, se llenó hasta la bandera. Al final de la misma, ambas aficiones mostraron un mosaico con sus respectivos colores para dar inicio a la final.