Marcelo: "Me equivoqué, estaba con la cabeza caliente, pero quiero pedir perdón porque eso no se hace"

Dispuesto a acatar una "sanción del club", desvela que el capitán Raúl le recriminó su acción

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

El defensa del Real Madrid Marcelo pidió perdón por su actitud al final del partido del pasado martes ante el Getafe, reconociendo haberse "equivocado" y mostrándose dispuesto a acatar una sanción del club, como ha hecho con la reprimenda del capitán.

"Me equivoqué y quiero pedir perdón a Cata Díaz. Eso no es algo que un jugador del Madrid pueda hacer. A veces uno se equivoca y de eso aprende. Tenía conciencia de que lo que estaba haciendo era equivocado, pero a veces, con la cabeza caliente, se hacen cosas que no se deben", expresó.

El brasileño, sin embargo, sí quiso recalcar que la imagen en la que se le ve tocándose los genitales es equívoca. "Estaba corriendo y me pasé la mano por ahí. De lo de la legua pido perdón, pero sólo el que está dentro sabe lo que pasa", dijo. "En el partido bromeas sobre quién va a ganar y eso se queda en el campo. Hemos ganado un partido que nunca he visto en mi vida, estaba con la cabeza caliente. Quiero pedir perdón, eso no se hace", recalcó.

Además, destacó que aunque "todavía no" le han dicho nada al respecto, estaría "dispuesto" a acatar una sanción del club. "Si el club quiere sancionarme estoy dispuesto porque me equivoqué y así aprendo que no lo puedo hacer más", aseguró.

El propio capitán Raúl ya le ha recriminado su actitud: "Me ha dicho que soy muy joven y tengo una carrera muy larga por delante aquí y que hay que aprender de algunas cosas y errores. En el Real Madrid no se puede hacer, ni en otro club tampoco".

Además, espera que esta acción no empañe su campaña. "Creo que estoy haciendo una buena temporada y espero seguir mejorando. Estoy pidiendo perdón, me equivoqué y eso es pasado; ya estoy pensando en el Sevilla".

"PEPE ES UN BUEN TÍO, NUNCA LE HABÍA VISTO ASÍ".

Por otra parte, Marcelo quiso apoyar a su compañero y amigo Pepe, que está pasado un mal momento por la dura agresión sobre Javi Casquero, el puñetazo a Albín o sus insultos al árbitro, y al que hoy se vio de nuevo muy apesadumbrado en el entrenamiento: "No sé que sanción le puede caer, pero todos le conocen y saben que es un buen tío, siempre alegre y sonriendo y seguro que está triste".

"Se equivocó, pero hoy estaba más tranquilo", añadió el zaguero, que cree que todos los compañeros deben "ayudarle y darle mucha fuerza y ánimos" para que esté "un poco tranquilo" y superar éste mal trago. "Nunca le he visto así... estábamos pensando que se escapaba la Liga, perdiendo el partido... muy nerviosos y a veces nos equivocamos, como le pasó a Pepe, pero seguro que no lo va a hacer más y hay que darle ánimo", recalcó.

Tampoco espera que lo sucedido "borre" la temporada del equipo. "Tenemos que dar mucho ánimo a Pepe y a nosotros, porque hay muchos partidos difíciles y tenemos que ganar". Así, pese a todo, Marcelo se mostró "contento por el partido" y los tres puntos, y sigue pensando en el título. "El Barcelona ha ganado y no nos hemos podido acercar, pero estamos con la cabeza alta y vamos a luchar hasta el final", indicó, valorando la "fe" que tuvo el equipo en pos del triunfo.

VE "INCREÍBLE" LA DIFERENCIA DE JUEGO DE LOS RIVALES ANTE EL BARÇA.

Así, no presta atención a la forma en que ganan sus partidos uno y otro equipo: "Quiero ganar como sea, antes del partido no pensamos en el resultado, sino en intentar conseguir los tres puntos". "Nosotros hacemos nuestro papel, intentamos ganar siempre los partidos y está claro que pensábamos en el partido del Barça", añadió.

"Pensábamos que el Sevilla iba a ayudarnos, pero desde el gol de Iniesta estuvieron muy bien y ya sólo hay que mirar al Sevilla", expresó, reconociendo que sí le sorprende la diferente actitud de los rivales ante unos y otros.

"Es increíble, todos los equipos quieren jugar contra el Real Madrid... lo hemos visto con el Getafe, que no fue muy bien contra el Barcelona y luego en el partido de aquí. El Sevilla no hizo ayer un buen papel y seguro que a nosotros querrán ganarnos. El escudo del Madrid vale mucho y es así", concluyó.