Elaberría logra récord nacional agridulce en 3.000

MADRID, 25 (EUROPA PRESS) Dos de las grandes opciones de la delegación española en los Mundiales de pista de Pruszkow, Leire Olaberría y Eloy Teruel, concluyeron la primera jornada con sabor agridulce porque la medallista olímpica logró el récord nacional de los 3.000 metros, pero quedó novena y el joven sucesor de Llaneras en puntuación finalizó cuarto, rozando el podio. Teruel, con sensaciones similares a las ofrecidas en las pruebas de la Copa del Mundo de Manchester o Melbourne, estuvo prácticamente entre los tres primeros durante toda la prueba, pero finalmente fue superado por el australiano Cameron Meyer, el danés Daniel Kreutzfeldt y el británico Chris Newton. Tras coger dos puntos en las primeras vueltas, en las que estuvo muy activo, fue en una escapada de cuatro corredores desde la vuelta 55 a la 73 cuando ganó sus dos sprints y, con 12 puntos, pasaba a comandar la prueba. A partir de ese momento, el español pasó a ser el más vigilado y no pudo sumar tantos puntos como sus rivales, viéndose relegado a esa cuarta plaza. "Al final me han faltado fuerzas para sumar algún punto que me hubiera permitido entrar en las medallas", concluyó. Por su parte, Leire Olaberría comenzó con un noveno puesto y un récord de España aunque se quedó con la sensación de que tenía mejor tiempo en las piernas. "Me da pena porque siento que podía haber ido mucho mejor. De hecho, ni siquiera me ha valido para saber qué sensaciones tengo para el 'scratch' y la puntuación", lamentó. La madrileña Gema Pascual, en la misma prueba, terminó en el puesto vigésimo con un tiempo de 3:56.365 tras venirse abajo en el último kilómetro. "Me he pasado de desarrollo -reconocía- y me he dado cuenta cuando he visto los tiempos que hacía y los que habían marcado las corredoras que habían salido antes que yo". LA VELOCIDAD POR EQUIPOS, EN DUODÉCIMO LUGAR En la velocidad por equipos, el trío formado por Alvaro Alonso, Hodei Mazkiarán y David Alonso finalizó en duodécima posición porque a juicio del seleccionador habían pagado la inexperiencia. Francia y Gran Bretaña marcaron los dos mejores tiempos que les llevaban a esa esperadísima final, en la que los galos volvían a ser nuevamente superiores. Alemania se hacía con el bronce al superar a Australia. Además, la catalana Helena Casas, en el 500 metros, terminó vigésima en una prueba en la que se impuso, con récord del mundo incluido (33-296), la gran favorita, la lituana Simona Krupeckaite, relegando a la plata a la australiana Anna Meares (33-796). ESCUREDO, ESCOBAR Y TAULER ENTRA EN ACCIÓN Mañana será el turno de José Antonio Escuredo y Hodei Mazkiarán en el 'keirin', de Sergi Escobar y Toni Tauler en la persecución, el trío formado por Ana Usabiaga, Helena Casas y Gema Pascual en persecución, así como Iban Leanizbarrutia en scratch. "Pienso que llego como quiero, pero con muchas dificultades en la preparación porque con el Mundial en esta época, no tenemos una temporada de carretera para prepararnos o una presencia en los Seis Días, como otros ciclistas europeos que, además, están más acostumbrados al frío que puede hacer ahora", señaló Escobar, que espera poder bajar de 4:20, algo que ve "factible", pero que no garantiza un puesto en las finales. Por su parte, Tauler, medalla de plata en Pekín junto a Joan Llaneras en 'madison', apuntó que tiene "buenas sensaciones", pero advirtió que "la competición siempre es distinta".